Paula Ruiz Torres, coordinadora confederal de la Unión de Técnicos y Cuadros de la Unión General de Trabajadores (UTC-UGT), denuncia con motivo del próximo 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, la discriminación y la desigualdad que sufren las mujeres a través de las redes sociales. Además, recuerda que las profesionales, científicas y técnicas sufren un 30,70% de brecha salarial y tres de cada cuatro jornadas parciales las desempeñan mujeres

Con los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE) referidos al año 2018, los niveles de ocupación entre las profesionales, Técnicos y Cuadros en la UTC-UGT, muestran profundas brechas salariales que hay que atajar.

Desafortunadamente los datos no reflejan avances en materia de igualdad constatando que las brechas de género son significativas.

 Tradiciones y estereotipos culturales y machistas

La situación de exclusión y segregación que soportan las mujeres “debe corregirse inmediatamente porque se está marginando a la mitad de la población y como sociedad, no podemos seguir permitiendo que se las condene a la injusticia que supone que se vean sometidas a tradiciones y estereotipos culturales y machistas que hacen que topen, continuamente con el techo de cristal, que las sentencia a desempeñar trabajos para los que están sobrecualificadas, por los que percibirán una baja remuneración no correspondiente a sus capacidades y habilidades y por los que, más tarde o más temprano, se verán obligadas a reducir su jornada laboral, redundando, a la larga, en una merma de su pensión”, ha afirmado Paula Ruiz Torres.

Brecha salarial 

La presencia de mujeres, en la jornada a tiempo completo se sitúa en el 41,05 %, mientras que en la jornada a tiempo parcial es del 74,03 %, fiel reflejo de que las excedencias por cuidados de familiares siguen aumentando y siendo asumidos por mujeres en la mayoría de los casos. A nivel europeo, entre los hombres, solo lo hace el 8%, con lo que, además de que las mujeres ya ganan un 16% menos que ellos, verán cómo, en el futuro, su pensión se verá reducida en un 40% por hacerse cargo de los cuidados, trabajo no remunerado que el CSIC estima supone el 53% del PIB.

Se hace imprescindible incluir en la negociación colectiva la situación real de las mujeres con medidas urgentes que permita cerrar, inmediatamente, la brecha salarial entre hombres y mujeres, así como añadir medidas reales que permitan la conciliación de la vida personal y familiar –y no solo para mujeres- de manera que se pueda alcanzar una verdadera corresponsabilidad.

Para la coordinadora de la UTC-UGT, “se debe fomentar la captación, retención y promoción del talento femenino en áreas tecnológicas para que las profesionales puedan acceder a puestos de responsabilidad en el nuevo mundo digital en base a su mérito y capacidad del mismo modo que hacen sus homólogos masculinos”

Techo de cristal 

Para Paula Ruiz, debemos “contribuir a acabar con el techo de cristal garantizando una educación sin sesgos y la racionalización de horarios laborales que impulse una conciliación real y libre a las mujeres de la doble carga”.

Este año, además, “debemos destacar que las mujeres han aumentado su doble carga como consecuencia de la pandemia y no debemos permitir que repercuta negativamente en el acceso de las mujeres a más puestos de responsabilidad”, ha recordado.  

En Europa, menos de un tercio de los directivos de la mediana y pequeña empresa son directivas, y en las 50 empresas europeas más importantes que cotizan en bolsa, sólo un 10% de los directivos son mujeres. Sin embargo, en países como España, Italia, Malta o Luxemburgo este porcentaje no alcanza ni el 0.5%. En la Administración General del Estado las mujeres representan sólo el 2,9% de los altos cargos. Y sólo ocupan el 2,2% de los consejos de administración y solo el 30% es directora en las 35 mayores compañías españolas que cotizan en bolsa.

Liderazgo femenino 

“Promovamos un mayor y mejor liderazgo femenino porque nuestro compromiso con la no discriminación por género beneficia a la ciudadanía en su conjunto. En el siglo XXI, las mujeres no debemos vernos obligadas a escoger entre nuestra vida personal y laboral porque ellos no lo hacen. No seamos cómplices de la brecha salarial, digamos ¡basta ya!”. Su coordinadora ha recordado que este año se cumple el 35 aniversario de la Unión de Técnicos y Cuadros de UGT, (UTC-UGT).

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre