Almeida y Villacís legalizan el chalé de Rocío Monasterio días antes del inicio de la campaña electoral

Hace una semana, el 17 de marzo, los técnicos municipales realizaron la última inspección “para restablecer la legalidad”

1

La candidata de la extrema derecha de Vox a las elecciones de la Comunidad del próximo 4 de mayo, Rocío Monasterio, y su pareja y también dirigente de la formación ultra, Iván Espinosa de los Monteros, han logrado in extremis la regularización de su vivienda de lujo en el distrito de Chamartín.

El Ayuntamiento de Madrid que dirige José Luis Martínez-Almeida junto a su vicealcaldesa, Begoña Villacís ordenó el desalojo y el precinto del chalé de cuatro plantas para octubre de 2019 después de que vivieran ilegalmente en el inmueble cinco años, como adelantó elDiario.es. 

Hace una semana, el 17 de marzo, los técnicos municipales realizaron la última inspección “para restablecer la legalidad”, según el área de Urbanismo del Ayuntamiento de la capital, en manos de Ciudadanos

La edificación carecía de licencia de primera ocupación y funcionamiento: la construcción incumplía la licencia de obra que solicitaron.

Pero ha sido ahora, cuando el Ayuntamiento del PP y Ciudadanos ha dado por cerrado el expediente tras unas obras en la residencia. Todo días antes del comienzo de la campaña electoral que comienza el 18 de abril y en la que el partido de Extrema derecha es fundamental para gobernar.

Los dirigentes de la formación de extrema derecha levantaron un chalé mucho más grande de lo permitido en la licencia y añadieron otros elementos nuevos que no estaban en el proyecto inicial, que realizó la propia Monasterio.

La diputada regional de Vox y Espinosa de los Monteros evitaron in extremis la clausura de su chalé presentando un nuevo proyecto. El Consistorio dio entonces un año –hasta septiembre de 2020– para que el matrimonio acometiera las obras necesarias, un plazo que fue ampliado unos meses más por la pandemia, explican desde el Consistorio de la capital.

1 Comentario

  1. Todo se compra y se vende. Podrían decir a como van los votos personales y los votos de diputados. Tal vez otros quieran comprar también. A lo mejor podríamos levantar una casa en cualquier lugar permitido o no y, después, mediante la compra de votos con prebendas o dinero, legalizarlo. O todos o ninguno. 76.000 € chófer y seguridad en el «trabajo» es una buena venta pera los «ciudadanos» murcianos. Han sabido venderse, valiendo tan poco han cobrado mucho.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre