El Congreso ha aprobado por mayoría, la Ley de Infancia que pasará al Senado para su aplicación definitiva tras la publicación en el BOE. Una norma que permitirá ampliar el plazo para iniciar la prescripción de los delitos graves hasta que la víctima cumpla los 35 años para evitar que este tipo de casos queden impunes.

El proyecto de Ley orgánica ha sido aprobado con 168 síes, 57 noes y 16 abstenciones.

La ley llegó al Pleno con una enmienda pactada entre PSOE, Unidas Podemos, PP, Ciudadanos, Bildu, Grupo Plural, BNG, Más País y el Grupo Republicano.

Por otra parte, se eleva a cinco años más la edad de la víctima desde la que se contará la prescripción de los abusos sexuales, fijada ahora en los 18 años.

Una Ley que ha defendido, como su estreno en el Congreso como ministra, por Ione Belarra, quien en su intervención no ha dudado en recordar los abusos a la infancia desde la Iglesia, lo que ha generado abucheos de la derecha y aplausos de los grupos de la izquierda.

Detalles de la Ley

Esta Ley de Infancia desarrolla el contenido básico de los protocolos de protección en centros de protección de personas menores de edad y generaliza el deber de comunicar cualquier situación de violencia sobre niños, niñas o adolescentes a la autoridad competente aun cuando no sea constitutiva de delito.

De forma coordinada con la reforma de la Ley de Educación, se crea la figura del coordinador o coordinadora de bienestar y protección en los centros educativos y se definen sus funciones básicas para asegurar el adecuado funcionamiento de los protocolos de actuación frente a indicios de acoso escolar, ciberacoso, acoso sexual, violencia de género y cualquier otra forma de violencia.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre