La declaración de Sebastián Albella, presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que seguirá en su puesto hasta que encuentren a otro candidato «de contrastado prestigio» por la negligencia de la ministra Nadia Calviño, dejó muchas dudas, sobre todo por el hecho de que responsabilizara del asesoramiento al Banco Popular para la ampliación de capital de 2016 a Jorge Alegre, socio de Linklaters.

Entre las cosas que más sorprendieron de la declaración del presidente de la CNMV, que estaba obligado a decir la verdad, fue el intento de minimizar el conflicto de interés entre su papel como asesor al Popular, al Consejo y a las aseguradoras de la ampliación y su cargo en la CNMV y el hecho de que pretendiera descargar toda la responsabilidad hacia Jorge Alegre, hecho que, según la documentación del Popular, no concuerda con el hecho de que fue el propio Albella quien se dirigió y habló en el Consejo y firmó la «legal opinión» para la aseguradora de la ampliación. Además, se contradijo en su declaración cuando, en un primer momento, afirmó que había tenido acceso a la documentación remitida por el Popular y, posteriormente, se desdijo para decir que su intervención ante el Consejo la había hecho «en base a lo que me contó Jorge Alegre, veinte minutos antes de entrar a la reunión del Consejo».

Falso testimonio

Estas contradicciones llevaron al juez Calama Teixeira a llamar a declarar, en calidad de testigo, al socio de Linklaters y su testimonio ha dejado a Albella en una situación límite. Lo más sorprendente es que el propio magistrado ha tenido que reprender a Alegre recordándole que el falso testimonio es un delito y que iba a investigar si ha podido incurrir en ello.

Según fuentes consultadas por Diario16, el socio de Linklaters fue preguntado por la persona del Banco Popular que se había puesto en contacto para realizar el encargo al despacho. Alegre afirmó que fueron José Heraclio Peña, director de Asesoría Institucional, y Javier Lleó, vicesecretario del Consejo de Administración. Ante esta declaración, se le preguntó si no le parecía extraño que para asesorar en algo tan importante como una ampliación de capital de ese calibre el Popular no se hubiese puesto en contacto directamente con Sebastián Albella y no con un joven que había sido nombrado socio sólo dos años antes.

CNMV

Las mismas fuentes confirman que a partir de ese momento sus respuestas fueron evasivas, imprecisas, lo que podría denotar que no estaba diciendo la verdad, además de provocar contradicciones e incongruencias.

La participación de Albella no fue «teórica»

Por otro lado, Jorge Alegre afirmó que fue Francisco Aparicio, secretario general del Popular, quien había llamado a Albella para que asistiese a informar al Consejo de Administración y, a preguntas de los abogados, señaló que la intervención del actual presidente de la CNMV fue «teórica».

Sin embargo, otro abogado le leyó un párrafo del acta de la reunión del Consejo del Popular del 25 de mayo de 2016 en la que intervino Albella: «plantearse la posible responsabilidad de los miembros del Consejo de Administración por adoptar un acuerdo en que pretende reforzar la solvencia de un Banco parece algo contradictorio. A continuación, explica que la reciente modificación de la Ley de Sociedades de Capital española, que ha recogido de modo expreso en el ordenamiento societario español la llamada regla del juicio empresarial o “Business judgement rule”, facilita el análisis de la cuestión. Bajo el título de protección de la discrecionalidad empresarial, se establece que en el ámbito de las decisiones estratégicas y de negocio se considerará que los consejeros actúan con la diligencia exigible si toman decisiones de buena fe; debidamente informados; conforme a un procedimiento adecuado para tomar la decisión; y sin estar afectados por intereses personales en el asunto objeto de la decisión. Dándose esas circunstancias, los consejeros están protegidos en términos de responsabilidad. En su opinión, que tiene también en cuenta las características de la operación y la información de la que ha dispuesto Linklaters con ocasión de su intervención en ella, todo indica que estamos ante un ejemplo de acuerdo que se toma en al marco de la citada “Business judgement rule”. En su exposición menciona de modo especial la asistencia del Banco de inversión UBS a esta sesión, a fin de compartir su valoración de la conveniencia y momento desde una perspectiva financiera, que considera muy oportuna y que también indica que el Consejo está actuando de modo informado y diligente».

Al ser evidente la contradicción, el juez Calama Teixeira advirtió Jorge Alegre respecto a su anterior respuesta porque era contradictoria con lo que señalaba el acta del Popular.

Objetivo: proteger a Albella

Este testimonio permite alumbrar que hay un presunto movimiento de intentar tapar la responsabilidad de Sebastián Albella en el Caso Popular por su inacción respecto a los ataques de los bajistas en bolsa, ante las denuncias presentadas por AEMEC en marzo y abril de 2017, el no haber paralizado la cotización del Popular o la prohibición de los cortos, como sí hizo con Liberbank, el haber permitido la rebelión interna que finalizó con la llegada de Emilio Saracho a la presidencia del banco o las filtraciones de noticias falsas o manipuladas que tenían como único objetivo debilitar al Popular para que cayera en manos de quien tenía que caer: el Banco Santander.

Apúntate a nuestra newsletter

5 Comentarios

  1. Los pequeños accionistas se encuentran ante la más absoluta idefensión ante los Fondos Buitre que se posicionan a la baja. La Bolsa es un casino amañado. El Ibex 35 está dominado por estos FONDOS BUITRE con posiciones bajistas y les da igual la empresa que sea. Se rien de la CNMV… OJO QUE CON LO QUE HA SUBIDO EL IBEX 35 PUEDE ESTAR A LA CAZA DE PARDILLOS PARA QUITARLES SUSU AHORROS.

  2. Los pequeños accionistas se encuentran ante la más absoluta indefension ante los Fondos Buitre que se posicionan a la baja. La Bolsa es un casino amañado. El Ibex 35 está dominado por estos FONDOS BUITRE con posiciones bajistas y les da igual la empresa que sea. Se rien de la CNMV… OJO QUE CON LO QUE HA SUBIDO EL IBEX 35 PUEDE ESTAR A LA CAZA DE PARDILLOS PARA QUITARLES SUSU AHORROS..

  3. Los pequeños accionistas se encuentran ante la más absoluta indefension ante los Fondos Buitre que se posicionan a la baja. La Bolsa es un casino amañado. El Ibex 35 está dominado por estos FONDOS BUITRE con posiciones bajistas y les da igual la empresa que sea. Se rien de la CNMV… OJO QUE CON LO QUE HA SUBIDO EL IBEX 35 PUEDE ESTAR A LA CAZA DE PARDILLOS PARA QUITARLES SUSU AHORROS..

  4. Jorge alegre se apunta a la carcel ,muy bien.
    entonces para que estaba albella en Linklaters ,hacia crucigramas
    una ampliacion de capìtal de este nivel ,no sabia nada ni se encargaba de ella directamente
    que hacia albella en linklaters?
    Alegre MIENTE COMO UN BELLACO

  5. Albella es sin duda uno de los máximos responsables del fatal desenlace, si hubiera hecho su trabajo podría haberlo evitado… no es justificable actuar de un modo con Liberbank y de otro con Popular… ¿los accionistas de Popular merecíamos menos protección que los de Liberbank? Como consecuencia, nuestra ruina…

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre