No había dudas.

Quien conozca el alcalde de Valladolid, el socialista Oscar Puente, sabía que no iba a quedarse de brazos cruzados tras la decisión de la junta de Castilla y León de retomar a la fase uno en las ciudades de Valladolid y Salamanca para evitar la saturación de la UCI y las urgencias.

Así, el Ayuntamiento de Valladolid ha confirmado que va a recurrir ante la justicia la orden de la Junta de Castilla y León de restringir la vida social en Valladolid y Salamanca por la alta incidencia del coronavirus.

El Consistorio critica que no ha sido informado “en ningún momento del proceso» y estima que «las medidas que afectan a derechos fundamentales de los ciudadanos no están justificadas, son incoherentes con otras actividades que sí se permiten y, además, causan perjuicios a personas y empresas contratadas en la organización de eventos durante los próximos días». La ciudad, al igual que Salamanca, estaría celebrando sus fiestas patronales esta semana y ya había trazado distintos actos con espacios abiertos y distancia de seguridad.

Por su parte, el alcalde de Salamanca, del PP, Carlos García Carbayo, guarda silencio y acepta sin rechistar la decisión del presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández-Mañueco.

Al fin y al cabo, fue el propio Mañueco quien le colocó de alcalde para ser su sustituto en la Bella y sufrida ciudad de Salamanca.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. Óscar Puente recurrirá a la Justicia la decisión de Castilla y León de que Valladolid vuelva a fase 1. ¿Por dónde se ha de mirar para ver la separación de poderes del estado? Tendremos que votar jueces, los políticos ja no sirven y, los jueces, suelen estar cerca de los «novios de la muerte». Hemos de votar jueces democráticos para compensar los «otros».

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre