Una de las primeras vacunadas también de la segunda dosis AntiCovid

El inexplicable ritmo lento en buena parte de las Comunidades Autónomas en aplicar la primera dosis de vacuna antiCovid comienza a coger velocidad. Así, ayer, según datos facilitados por el Ministerio de Sanidad, las autonomías ya han utilizado el 78,5% de las dosis que se enviaron desde Europa a través del Gobierno de España. Así, buena parte de los mayores y trabajadores de las residencias están vacunados y, en algunos casos, incluso tienen ya la segunda dosis puesta.

Llama la atención, como ya adelantó Diario16, la baja incidencia en Euskadi en el ritmo de vacunación (que todavía ayer era del 51%) , la peor de todo el estado. Por el contrario, Galicia y Asturias ya han superado el 90% de aplicación de las dosis.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, restó siempre importancia al ritmo lento de la vacunación y confirmó en varias ocasiones que, en cuestión de días, «se alcanzaría ritmo de crucero».

De hecho, Illa, en su comparecencia del sábado, celebró el ritmo de vacunación que ha tomado España, que sitúan a nuestro país como el noveno del mundo y de los primeros en Europa en la administración del antídoto contra el coronavirus. «De aquí al verano, un 70% de los ciudadanos habrán recibido las dosis para estar vacunados», ha confiado Illa, que recuerda que ya se ha llegado a vacunar a 90.000 personas en un día. 

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anteriorEspaña ha realizado más de 24,8 millones de pruebas diagnósticas desde el inicio de la epidemia
Artículo siguienteCarles Puigdemont: exilio o mascarada
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre