La asociación IRPH Stop Gipuzkoa afirmó en los días previos a que se suspendiera el pronunciamiento del Supremo por la cuarentena de uno de los magistrados que más importante, incluso, que la decisión del Alto Tribunal era la recusación de Francisco González de Audicana, el juez que llevó el IRPH a Europa con una cuestión prejudicial que propició la histórica sentencia del 3 de marzo de 2020 que declaró la claramente la abusividad del índice defendido por la banca.

La Audiencia Provincial de Barcelona ha decidido rechazar la recusación planteada por la banca: no existe una base que se funde en datos objetivos de que González Audicana se guiase por «condiciones ajenas al ordenamiento jurídico», afirma el auto al que ha tenido acceso Diario16.

La decisión de la Audiencia, además, carga duramente contra la banca, dado que determina que para retirar al magistrado de la causa que está conociendo no es suficiente que las dudas sobre la imparcialidad del juez «surjan en la mente de quien recusa sino que es preciso determinar en cada caso si las mismas alcanzan una consideración tal que permitan afirmar que se hallan objetiva y legítimamente justificadas». En consecuencia, se ha inadmitido la causa de recusación y se indica que González Audicana continúa «en el conocimiento del asunto», afirma el auto.

Hay que recordar que, como publicó Diario16 en exclusiva, las decisiones de varias audiencias provinciales de anular el IRPH, y la posibilidad de que el propio González Audicana presentara dos nuevas cuestiones prejudiciales que cerraban las vías de escape que pudieran tener determinados tribunales, provocaron el contraataque de la banca a través de esta causa de recusación que se basó en «ciertas manifestaciones públicas que evidenciarían la pérdida de imparcialidad del Ilmo. Sr. Magistrado sobre el objeto del Procedimiento del que dimana el presente incidente. En particular, las manifestaciones realizadas públicamente por el Ilmo. Sr. González de Audicana y que son determinantes para promover el presente incidente de recusación se realizaron el pasado 5 de marzo de 2020 en una conferencia pública organizada por el Ilustre Colegio de la Abogacía de Barcelona, en la que el Ilmo. Magistrado participó como ponente», afirmaba el escrito.

En espera de la decisión del Supremo

La decisión de no aceptar el incidente de recusación de la banca llega en un momento en que el Tribunal Supremo va a decidir la posición de los tribunales españoles respecto al IRPH tras la histórica sentencia del TJUE que tumbó, precisamente, lo que el Alto Tribunal determinó en 2017.

González Audicana, tras comprobar que había audiencias provinciales que no seguían lo indicado por Europa, decidió presentar otras dos cuestiones prejudiciales que cerraran definitivamente la brecha por la que se estaban colando las sentencias que favorecían a la banca. Esta fue la causa por la que fue recusado.

Por tanto, la decisión de no aceptar el incidente de recusación de la Audiencia Provincial de Barcelona, coloca al Supremo en una situación en la que sabe que una decisión contraria al TJUE puede conllevar una nueva sentencia del tribunal europeo que le tumbe nuevamente posibles argumentos de defensa de los intereses de la banca frente a los de la ciudadanía.  

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre