Polémica decisión judicial al quedar archivada la denuncia contra Vox por el cartel sobre los mejores extranjeros al considerar la nueva que no hay delito de odio y respaldar el derecho a la libertad de expresión del partido de ultraderecha.

Como ya informó Diario16, Un cartel de grandes proporciones del partido de extrema derecha de Vox en la estación de cercanías de Sol, dependiente de Adif en Madrid, volvía la semana pasada a atacar a los Menas (menores inmigrantes no acompañados) y les presenta como mantenidos frente a las bajas pensiones que reciben los jubilados.

Así, el Juzgado de Instrucción número 53 de Madrid ha archivado las denuncias de la Fiscalía y del PSOE contra Vox por un supuesto delito de odio por un cartel sobre menores extranjeros no acompañados al estimar que ha ejercido su derecho a la libertad de expresión en el marco de la campaña para las elecciones en la Comunidad de Madrid del 4M

La jueza, contra todo pronóstico, ha decretado en un auto el sobreseimiento de la causa al no apreciar indicios de que los hechos denunciados revistan delito. A juicio de la magistrada, en los mensajes electorales de Vox «no se aprecia la intensidad necesaria para generar un riesgo a los menores extranjeros ni a otros colectivos, requisito que exige la jurisprudencia para que exista un delito de odio».

En el mismo sentido, el Juzgado de Instrucción nº 48 de Madrid, en función de guardia de diligencias, denegó la medida cautelar solicitada por la Fiscalía Provincial para la retirada del cartel electoral de Vox contra los menores inmigrantes no acompañados, al considerar que no hay peligro por la demora ni apariencia de buen derecho.

Apúntate a nuestra newsletter

2 Comentarios

  1. En vista de que la justicia han archivado la denuncia, los medios de comunicación que han acusado a Vox de fomentar el odio, deberían pedir disculpas públicas.

    Acusar a un partido político de fomentar el odio es algo muy grave; es fomentar el odio.

  2. El partido ultraderechista ha ejercido su derecho a la mentira durante la campaña electoral, según el juez.
    ¡Viva la «justicia» española!

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre