La líder de Más Madrid, Mónica García, ha insinuado en el Pleno de la Asamblea de este jueves que el nombre de Ayuso podría estar en “un módulo del Soto del Real”. Sobre el centro de pandemias de Valdebebas: “El Hospital Isabel Zendal lo llamamos hospital, por que llamarlo sumidero de millones, nos pone mustios”.

Mónica García ha espetado al PP que no sean tan “presuntuosos porque en vez de que algún día el hospital de Pandemias ‘Enfermera Isabel Zendal’ pueda llevar el nombre de la presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, a lo mejor lo que lleva su nombre es un módulo del Soto del Real”.

“El Hospital Isabel Zendal lo llamamos hospital, por que llamarlo sumidero de millones nos pone mustios”

Así se lo ha lanzado en una pregunta dirigida al consejero de Hacienda, Javier Fernández Lasquetty, el que fuera uno de los peores gestores de la sanidad pública madrileña, sobre la contratación pública de emergencia realizada por la Comunidad de Madrid tras la inauguración del hospital de pandemias, “Llamarlo hospital por que llamarlo sumidero de millones nos pone mustios”.

La diputada de Más Madrid ha lamentado que el Gobierno regional “aproveche la pandemia y contratos de emergencias para poner la maquinaria de contratación opaca y corrupta como ha ocurrido con el Zendal que es el photocall más caro del mundo”.

En este punto, se ha hecho eco de las palabras del secretario general del PP, Teodoro García Egea que dijo que “en 50 años los ciudadanos pedirán que se cambie el nombre del hospital Isabel Zendal por el de Ayuso”.

“No sean tan presuntuosos, no vaya a ser que lo que lleve su nombre sea un módulo del Soto del Real”, ha espetado Mónica García, cuando el presidente de la Asamblea, Juan Trinidad, le ha llamado al orden y le ha pedido respeto institucional. “Tenga cuidado, le ha recriminado, ante las protestas de la bancada de Más Madrid.

“El Zendal que es el photocall más caro del mundo”

Lasquetty ha acusado a Mónica García de “tener artrosis verbal” y además de acusar a la líder de Madrid de “desear verme abatido a balazos”, lo que ha sido recriminado por el presidente de la Asamblea de forma tímida.

A Fernández-Lasquetty, la Marea Blanca le hizo dimitir cuando el nefasto consejero de Sanidad de Aguirre, tras paralizar los tribunales su plan de privatizaciones de la sanidad pública madrileña. Amnistía Internacional le denunció por presentar “denuncias falsas para criminalizar la protesta social”..

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre