Todos saben que los videojuegos han llegado para quedarse, y han irrumpido en todas las facetas de nuestra vida. Hoy en día, más de un tercio de la población mundial y más de la mitad de la española se consideran jugadores o gamers activos. Muchos psicólogos y sociólogos han reconocido el impacto de esta industria en las economías mundiales y la vida de los gamers, cómo estos se toman cada partida con mucha seriedad y cómo incluso aprenden importantes lecciones de esfuerzo, competencia, trabajo en equipo y algo parecido al espíritu deportivo. Así han surgido los e-Sports, o deportes electrónicos, que son competiciones de videojuegos multijugador entre profesionales que juegan solos o en equipos.

La popularidad de los e-Sports ha aumentado poco a poco a lo largo de los años, y hoy en día mueve a millones de espectadores a lo largo del mundo. En el fenómeno de los e-Sports encontramos muchos elementos que se consideran normales en los deportes tradicionales: aficionados apasionados, torneos mundiales con público multitudinario, presencia en las casas de apuestas en España y el mundo, clubes deportivos y patrocinios de muchísimo dinero para los atletas estrella. De hecho, hoy en día ya podemos hablar de la industria de los e-Sports como una industria multimillonaria, recibiendo los mejores jugadores del mundo premios de millones de dólares y facturando el mercado global de los sports casi mil millones de dólares solo en el año 2019.

Un paraguas que abarca mucho

Para entender un poco mejor los e-Sports, primero debemos darnos cuenta que este término es tan amplio como decir “deportes” a ciegas, y en realidad engloba muchos videojuegos que pueden ser extremadamente distintos entre sí. En cada uno de estos hay expectativas de habilidades distintas, reglas diferentes y maneras de jugar distintas. Así como, por ejemplo, no podemos comparar a los atletas de deportes tan distintos como el golf y el futbol americano, tampoco podemos comparar el desempeño de atletas de esports que pertenecen a videojuegos distintos.

Las casas de apuestas online utilizan la siguiente división de categorías de esports que resulta bastante completa, aunque hay algunos esports importantes que no entran en ninguno de estos tres grupos, como los battle royale que incluyen el famosísimo Fortnite:

  1. Estrategia en tiempo real

Estos son videojuegos de estrategia sin turnos, y el tiempo transcurre de igual manera para todos los jugadores. Los jugadores generalmente controlan distintas civilizaciones que deben expandirse en un territorio y conquistar a los jugadores enemigos. Los más populares son Warcraft III y Starcraft II, celebrándose cientos de torneos anuales para este último.

  • Shooter en primera persona

Videojuegos que se centran en combate entre los jugadores utilizando principalmente armas de fuego. Los jugadores experimentan la acción desde una perspectiva en primera persona. El más popular es, sin duda, Counter-Strike. Estos juegos generalmente se juegan en equipos.

  • Multijugador en arena de batalla

También conocidos por sus siglas en inglés, MOBA. Los jugadores controlan desde una perspectiva elevada a un personaje con ciertos poderes únicos y su objetivo es destruir la estructura principal del equipo enemigo. Este es el género más popular de esports gracias al juego League of Legends, cuya final del torneo mundial del año pasado llegó a alcanzar la cifra de 3,9 millones de espectadores. Otro juego popular de este género es DOTA 2.

e-Sports en España

Los e-Sports no se quedan atrás en España. Hay varios eventos y torneos que se dan en el país todos los años, pero se pueden resaltar los 10 eventos de e-Sports más importantes de la historia española. Recientemente también se han formado varios clubes de esports donde se juegan League of Legends, Call of Duty, Fortnite, FIFA, entre otros juegos; estos cuentan con un staff profesional de técnicos y preparadores.

Apostando dentro de los e-Sports

Como ya mencionamos antes, varias casas de apuestas deportivas online ofrecen algunos e-Sports dentro de sus portales. En estos encontramos a los más reconocidos equipos del mundo y se pueden seguir los 4 torneos más importantes: The International de DOTA 2, el League of Legends World Championship, el EVO, que se especializa videojuegos de pelea y la Copa Mundial Interactiva de la FIFA.

Cualquiera puede ser un profesional de los e-Sports

Lo más interesante de los e-Sports es que se trata de una comunidad abierta y todo el mundo puede convertirse en un jugador profesional siempre y cuando practique arduamente como lo haría un deportista de cualquier otra disciplina. Tal vez sin saberlo, muchos jóvenes gamers están practicando para unirse a los clubes donde se encuentran a los mejores jugadores del mundo de sus juegos preferidos. La próxima vez que su hijo le diga que está en medio de una partida multijugador, no se alarme, que mientras aumenta el consumo de alcohol entre los jóvenes, él tal vez está entrenando en su e-Sport de preferencia.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre