Los efectivos de la Brigada de Salvamento Minero se encuentran ya a casi dos metros del punto del pozo de Totalán (Málaga) en el que se cree que se encuentra Julen , el niño de dos años que lleva doce días desparecido. Tras más de 15 horas a sus espaldas, la Brigada de Salvamento Minero, ayudada de guardias civiles y bomberos se han visto obligados a realizar por el momento dos microvoladuras debido a las condiciones del terreno.

Los ocho mineros empezaron hacia las seis de la tarde del jueves a excavar la galería que debe unir el túnel paralelo con el pozo en el que se cree que se encuentra Julen.

Se da casi por seguro que hoy será, aunque puede ser a última hora, cuando se llegue al lugar donde debería estar el pequeño según la información facilitada por sus padres.

Rescate

Para las dos microvoladuras que, según la Delegación del Gobierno han tenido que realizar de momento para el rescate, se ha precisado la intervención de la Guardia Civil. Efectivos de este cuerpo policial forman parte del equipo de rescate junto a los mineros y un equipo de Bomberos del Consorcio Provincial de Málaga. Este grupo está formado en total por 26 efectivos, en concreto por ocho efectivos de la Brigada de Salvamento Minero, diez guardias civiles –ocho especialistas de Montaña y dos de Actividades Subacuáticas– y ocho bomberos del Consorcio.

En tandas de dos, los mineros iniciaron el descenso para empezar a excavar manualmente el jueves sobre las 17.33 horas y se espera que los trabajos duren aproximadamente unas 24 horas. Bajan de dos en dos en la cápsula diseñada por el director técnico del Consorcio Provincial de Bomberos de Málaga, Julián Moreno; y fabricada por dos herreros malagueños.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre