Peñas y Correa se han enzarzado este miércoles en el receso del juicio contra los 37 implicados en la primera época de actividades de la red Gürtel (1999-2005), que se está celebrando en la sede de la Audiencia Nacional de San Fernando de Henares (Madrid).

La cosa ya venía calentita desde ayer. La mirada retadora de Francisco Correa a su delator José Luis Peñas a la entradad del Tribunal ha dado paso hoy a palabras más que directas entre uno y otro.

Tras estar cerca de dos horas Peñas contestando a las preguntas de la Fiscalía, el presidente del Tribunal, el magistrado Ángel Hurtado, ha suspendido la vista oral durante 15 minutos. Justo en este momento ha sido cuando Francisco Correa ha mostrado su disconformidad con lo que estaba declarando Peñas. El empresario se ha acercado al denunciante para reprocharle que era un “golfo” y un “sinvergüenza”, ya que estaba obviando reconocer el dinero que supuestamente se ha llevado de la Gürtel. “Te estabas llevando la ‘pastuqui’“, le ha recriminado.

El rifirrafe ha continuado a la salida de la sala de vistas en el que Correa ha vuelto a manifestar palabras similares, a lo que Peñas le ha contestado con un gesto juntando sus muñecas, como esposado, queriendo decir que saldría de aquí derecho a la cárcel.

“¿Un muerto es el que se ha llevado el dinero que te he estado pagando, y un muerto es al que le he estado pagando viajes?”, le ha inquirido Correa a Peñas, en referencia a la declaración de Peñas en la instrucción del caso, de que quien cobró el dinero que supuestamente le pagó Correa a Peñas, lo cobró en realidad, Rafael Naranjo, el presidente fallecido de la empresa SUFI.

Una vez reanudada la sesión, el juez Hurtado ha llamado la atención a Correa, ya que, sentando en la primera fila del banquillo de los acusados, continuaba haciendo gestos.

 

Peñas implica sin dar nombres al PP nacional

El ex concejal del Partido Popular en el Ayuntamiento madrileño de Majadahonda, José Luis Peñas, ha afirmado también en su comparecencia como acusado ante el tribunal que juzga a la Gürtel, que en el año 2003, el entonces alcalde de la localidad por el mismo partido, el también procesado Guillermo Ortega recibió un fax “de la gerencia o de la tesorería nacional” del Partido Popular, en el que le pedía “beneficiar con adjudicaciones a determinadas empresas, la mayoría grandes constructoras” porque “financiaban” a la formación conservadora.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × 4 =