Foto: Agustín Millán

La violencia machista, como problema estructural de la sociedad capitalista y patriarcal, continúa asesinando mujeres. A pesar de los últimos datos recogidos en un informe del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), que señala un descenso del 10% de denuncias presentadas en el primer trimestre de 2020 en comparación con el mismo periodo del año anterior, la vuelta a la normalidad ha sido especialmente cruenta en lo que se refiere a crímenes machistas.  Según datos del Ministerio de Igualdad, a fecha de 15 de julio, desde 2003, han sido asesinadas 1056 mujeres a manos de hombres y 23 en lo que va de 2020. Sin embargo, en menos de una semana, se han perpetrado dos nuevos asesinatos y otros dos casos se encuentran bajo investigación.  

La nueva normalidad no distaba mucho de la vieja el 14 de junio en Jaén, cuando un hombre mataba a su compañera, de 46 años, y a los hijos de ambos, de 12 y 17 años, para después suicidarse tirándose por la ventana. Tampoco el 30 de mayo cuando una mujer de 51 años fue asesinada presuntamente por su pareja en Esplugues de Llobregat (Barcelona). Continuando con la cronología, un hombre fue citado el 8 de julio a juicio acusado de un delito de coacciones leves y de acosar con llamadas y mensajes a su expareja para que volviese con él. El sujeto se presentó en su casa y la roció con un bote de gasolina con un mechero en la mano. Por este episodio, el acusado que gritó: “Yo sin ella no voy a vivir”, se enfrenta a un año de cárcel.

El 13 de julio en Palma de Mallorca, una mujer recibió una brutal paliza a manos de su pareja, de 55 años, que actualmente se encuentra detenido. Tras nueve días en el hospital, ha fallecido como consecuencia del ataque machista. El mismo día que se conocía la muerte de esta mujer –21 de julio-la Guardia Civil encontró en una fosa séptica el cuerpo de una mujer, de 43 años, asesinada en Tenerife por un hombre, de 44 años, con antecedentes por violencia machista, que ya había sido detenido por la Policía Local de Santa Úrsula, el 30 de mayo, por agredir a su pareja.

Se han conocido tres nuevos asesinatos de mujeres en cuestión de dos días. El 19 de julio encontraron el cuerpo inerte de una mujer, de 39 años, maniatado y con claros signos de violencia en un contenedor del Polígono de San Benito de Jerez de la Frontera (Cádiz). La Policía Nacional ha detenido a dos hombres como presuntos autores del delito de homicidio. El mismo domingo, día 19, un menor de 17 años mataba a su madre, de 48 años, con un arma blanca en Baños de Córdoba. Al día siguiente, el 20 de julio, un menor de 17 años, con supuestos problemas de salud mental, estranguló a su madre, de 51 años, hasta matarla en La Antilla (Huelva). Ambos jóvenes se encuentran detenidos y sus casos están siendo investigados.

Al hilo de los datos aportados al comienzo de este artículo, cabría destacar que así como las denuncias por violencia machista han sufrido un descenso notable, las llamadas y consultas al 016, teléfono estatal gratuito de atención a las víctimas de violencia machista, ha tenido una subida in crescendo, según confirmaba la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género, con un ascenso del 45% desde el comienzo del confinamiento hasta la entrada de la nueva normalidad.

El Ministerio de Igualdad, por medio de la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género, presta el Servicio telefónico de información y de asesoramiento jurídico en materia de violencia de género las 24h, a través del número telefónico 016 y por correo electrónico en 016-online@igualdad.gob.es. En caso de emergencia también se puede llamar al 091 de la Policía Nacional o notificar la alerta en la app Alertcops.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre