sábado, 18septiembre, 2021
21.4 C
Seville

Un poco sorprendentemente Fernando Alonso está contento

- Publicidad -

análisis

Alerta: en España hay muchos más negacionistas de los que parece

¿Se acuerda el ocupado lector de aquel tiempo tan feliz, cuando presumíamos de que en España no había fascistas ni partidos o movimientos ultraderechistas...

La pirámide de Nacho Cano: un monumento faraónico al «capitalismo de amiguetes»

El cantante y empresario Nacho Cano, ex de Mecano, ya tiene luz verde para construir su Teatro Malinche, una pirámide azteca de treinta metros...

El Repaso del 17 de septiembre: análisis de las principales noticias de actualidad

Hoy en El Repaso, como cada día, ofrecemos a nuestros lectores un análisis de las principales piezas de actualidad. Al final del video, además,...

Sánchez marca la diferencia entre la sociedad española y catalana

Cuando se inicia un proceso de diálogo el objetivo prioritario es alcanzar el arreglo. La primera reunión de la mesa de negociación demostró que...
- Publicidad-

Ha terminado el gran premio de España 2021, y Fernando Alonso ha acabado la carrera en la parte baja de la tabla, lejos de los puntos. Parecería que lo normal sería que estuviese contrariado, desilusionado, y hasta mohíno. Pero no. Está contento. Fernando Alonso está incluso muy contento y esa alegría incontestable la recogen las cámaras mientras le entrevistan al final de la carrera.

La gorra de Kimoa calada, la mascarilla subrayando su mirada, el pelo escapándose de modo desordenado; cualquiera diría que es un hombre joven, entre veinticinco y treinta años, y no alguien que ya roza la cuarentena.

Fernando Alonso está contento, muy contento, y transmite ese contento a las cámaras; y a través de las cámaras a sus millones de seguidores en el mundo entero. Da que pensar. En la última temporada con McLaren se transparentaba siempre la frustración y el sufrimiento: él se merecía un coche capaz de ganar carreras, un coche con el que se pudiese luchar por la victoria. Pero ahora, diríamos, está por encima de eso. No es que haya perdido fe en sí mismo ni que haya dejado de querer ganar carreras. Lo que sucede es que ahora contempla la realidad, y dentro de la realidad se contempla también a sí mismo, con otra perspectiva. Desde arriba, desde el plano del helicóptero: todos somos de un tamaño parecido. Fernando Alonso es muy consciente de que es un privilegio haber podido volver a la F1 en una época en la que la ley la marcan los robots y los núneros de los ingenieros, una época en la que el mejor piloto con un coche medio no tiene la menor oportunidad. Y a él, a pesar de la edad y la ausencia, le han pedido volver: los aficionados y la escudería que le ha contratado. Ya tiene la alforja llena de éxitos: los dos mundiales, el WEC, los dos Le Mans…

Ni siquiera parece contrariado con que su compañero de equipo, Esteban Ocon, le esté superando en estas primeras carreras. Se lleva muy bien con Esteban Ocon. Con Esteban Ocon, y con todo el mundo, porque la relación que tiene consigo mismo es la mejor que ha tenido jamás. Y desde esa buena relación consigo mismo Fernando Alonso irradia contento, y lo transmite al mundo entero.

Gracias Fernando. Recibimos ese contento; y te lo agradecemos.

Tigre Tigre.

- Publicidad -

Relacionadas

- Advertisement -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Próxima exposición del pintor Ricardo Sanz en el colegio de ingenieros de caminos

Conocido por el gran público como retratista de la familia real, y concretamente por las obras: Retrato de los Príncipes de Asturias y el retrato...

Emilia Martín Fierro, entre la dimensión lingüística de los objetos y el espacio

Emilia Martín Fierro (Tenerife, 1965), presenta su obra más reciente, “Entre membranas (Pasear por el borde)”. La muestra la componen 12 piezas de gran...

Crisis en Castilla y León

En Castilla y León suenan tambores de adelanto electoral. Las últimas elecciones las ganó el PSOE por los pelos. Pero hubo eso que al...

Alerta: en España hay muchos más negacionistas de los que parece

¿Se acuerda el ocupado lector de aquel tiempo tan feliz, cuando presumíamos de que en España no había fascistas ni partidos o movimientos ultraderechistas...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Próxima exposición del pintor Ricardo Sanz en el colegio de ingenieros de caminos

Conocido por el gran público como retratista de la familia real, y concretamente por las obras: Retrato de los Príncipes de Asturias y el retrato...

Emilia Martín Fierro, entre la dimensión lingüística de los objetos y el espacio

Emilia Martín Fierro (Tenerife, 1965), presenta su obra más reciente, “Entre membranas (Pasear por el borde)”. La muestra la componen 12 piezas de gran...

Crisis en Castilla y León

En Castilla y León suenan tambores de adelanto electoral. Las últimas elecciones las ganó el PSOE por los pelos. Pero hubo eso que al...

Alerta: en España hay muchos más negacionistas de los que parece

¿Se acuerda el ocupado lector de aquel tiempo tan feliz, cuando presumíamos de que en España no había fascistas ni partidos o movimientos ultraderechistas...