El despacho profesional en Burela (Lugo) de don Ignacio Catania Palmer, notario de la localidad lucense, fue el escenario de un hecho histórico en los derechos de la mujer a nivel deportivo.

El Pescados Rubén Burela FS ha blindado los derechos laborales de las «guerreiras laranxas» con la firma del convenio colectivo de su equipo femenino, actuales lideresas de la Liga Foro16 Feminismo de Futsal RFEF. Un gran paso en la igualdad y el profesionalismo del futsal femenino en España, pero también del deporte femenino en general.

El presidente del club gallego, Manuel Blanco, rubricó el acuerdo junto a las capitanas del equipo, Bea Mateos y Joziane de Oliveira, contando además con la presencia de la presidenta de la Asociación de Jugadoras de Fútbol Sala Femenino, Natalia Orive.

El histórico acto también contó con la presencia del resto de la plantilla burelesa y los vicepresidentes, Cesarina Fanego y José Luis Sáez, así como los directivos Rubén Blanco y Auditor Rodríguez y la secretaria general de la AJFSF, Laura García.

Una vez realizada la elevación a público del convenio ante el notario Ignacio Catania Palmer, que también quiso mostrar su apoyo a la igualdad sin aplicar ningún tipo de arancel por sus servicios, la junta directiva del Pescados Rubén dará registro de dicho documento en los próximos días en la delegación de Lugo de la Consellería de Economía, Empleo e Industria de la Xunta de Galicia.

Tras una trayectoria de años como equipo profesional, al inicio de esta temporada, en verano,  la junta directiva del Pescados Rubén Burela puso sobre la mesa la posibilidad de negociación de un convenio colectivo para las jugadoras mariñanas.

Renovación en caso de embarazo, ayudas escolares y salario mínimo

El convenio que se ha firmado, es el fruto de las negociaciones entre el club, las jugadoras y la AJFSF, de estos últimos meses; con vigencia desde el pasado 1 de octubre y duración de dos años.

Dicho convenio contempla aspectos como la renovación automática en caso de embarazo, compromiso de vacaciones en fechas señaladas, derecho a 10 días de Asuntos Propios por cuidado de hijos o mayores, ayudas para conciliación familiar (guarderías, ayuda de libros de texto…), salario mínimo de 900 euros, con subida del 2% anual, el club compartirá derechos de imagen con las jugadoras y seguros de accidentes e invalidez.

Natalia Orive, presidenta de la AJFSF, destacó el gran momento que comienza a vivir el fútbol sala femenino: “Es un momento histórico, el momento de las jugadoras de este club, es un momento histórico para el fútbol sala pero también para el deporte femenino en general. Además tiene mucho mérito el trabajo del Pescados Rubén por normalizar una situación que no es el habitual en otros equipos. Ojalá las jugadoras pudiéramos tener 15 años menos para vivir esta etapa de profesionalización. Con convenios como este y con clubes como este se hace grande el deporte femenino” explicaba la presidenta de la Asociación, dando la enhorabuena al club naranja y prestando su colaboración para el futuro de este acuerdo.

Si  duda, un acto que pasará a la historia del deporte español con este primer convenio colectivo para féminas que debe ser un ejemplo a seguir para todos los clubes y federaciones estatales.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecisiete − ocho =