Foto: Casa Real

El Presidente del Parlament, Roger Torrent;   la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau,  y diversos políticos independentistas catalanes de la Generalitat protagonizan un plante al Rey Felipe VI en la recepción de bienvenida con motivo de la nueva edición del Mobile World Congress (MWC). La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, sí asistirá hoy a la cena de bienvenida y mañana en la inauguración.

Colau afirma que el monarca «Se tendría que haber mantenido en una posición neutral, haber gritado a la concordia y al diálogo, y se puso al lado de las tesis más duras, más represivas». Anuncia, no obstante, que sí asistirá a la cena.

 

En la misma línea se ha manifestado en sus redes sociales el presidente del grupo municipal de ERC en Barcelona, Alfred Bosch, que ha decidido plantar este domingo la cena de inauguración del Mobile World Congress por la presencia del rey Felipe VI. «No quiero compartir mesa con la persona que simboliza la represión contra el pueblo de Catalunya», ha defendido en un mensaje en las redes sociales.

 

También el expresident de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha entrado en el debate afirmando en twitter: “el Rey será bienvenido a la República de Cataluña como máxima autoridad de España cuando pida perdón por su papel inconstitucional el pasado mes de octubre».

Por su parte, el Gobierno “deplora la actitud de determinados cargos institucionales” que han anunciado que no participarán en el recibimiento oficial al Rey para la inauguración del Mobile World Congress y advierte  que «con su actitud ponen en riesgo que Barcelona pueda seguir albergando un evento global de tanta importancia».

A la cena asistirán, entre otros,  el ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal; el delegado del Gobierno en Cataluña, Enric Millo; la alcaldesa de Bacelona, Ada Colau, y el director general de la entidad organizadora del congreso (GSMA), Mats Granryd.

 

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre