Más de 8.000 sindicalistas se han manifestado por las calles de Bruselas para pedir una Europa más justa para los trabajadores, convocados por la organizada por la Confederación Europea de Sindicatos (CES).

La marcha se inició frente al Parlamento Europeo en Place Luxemburgo y finalizó con un mitin cerca del Consejo Europeo y la Comisión en Avenue Auderghem, por Rond Point Schuman.

El Secretario General de UGT, Pepe Álvarez, ha reclamado “la construcción de una Europa social, de derechos, donde prevalezcan las personas por encima de los mercados. La solución es más y mejor Europa”.

Pepe Álvarez ha realizado estas declaraciones en la manifestación de Bruselas por una Europa más justa para los trabajadores, convocada por la Confederación Europea de Sindicatos (CES) y que ha contado con una amplia participación de la Unión General de Trabajadores.

“Estamos aquí los trabajadores y trabajadoras europeos para decir alto y claro que queremos construir la Unión Europea (UE), que no queremos que nos mantengan al margen de la construcción de Europa. Queremos gritar alto y claro que el problema de la UE no es un problema de riqueza, es de reparto de riqueza con justicia social. Estamos aquí para poner voz a los trabajadores y trabajadoras en desempleo que no tienen voz, sobre todo jóvenes y mujeres que trabajan con contratos precarios, temporales, con salarios de miseria, que no permiten vivir con dignidad. A eso queremos que nos responda el Parlamento Europeo”.

“La construcción de una Europa social, de derechos, donde prevalezcan las personas por encima de los mercados. La solución es más y mejor Europa”

Los oradores incluyeron a los secretarios generales de los sindicatos, Laurent Berger, (CFDT) y Philippe Martínez (CGT) de Francia; Pepe Álvarez (UGT), España; Miranda Ulens (FGTB) y Marie-Hélène Ska (CSC) de Bélgica; Luca Visentini, CES; El secretario general adjunto, Luigi Sbarra (CIGL), Italia; El vicepresidente Tamás Székely (MASZSZ) Hungría, además de los sindicatos europeos Luc Triangle (IndustriAll), Susan Flocken (CSEE) Martin Jefflen (Eurocadres), y Agostino Siciliano (FERPA), así como trabajadores de Bélgica.

Los manifestantes han querido llamar la atención sobre las elecciones europeas y presionar las demandas sindicales para una Europa más social, que no menos Europa, y para tener más progreso social, mejores salarios y mejores condiciones de vida y de trabajo.  

Luca Visentini, secretario general de la Confederación Europea de Sindicatos ha afirmado al final de la manifestación que “las elecciones europeas son las más importantes durante décadas». Y ha pedido “a todos los ciudadanos que voten por candidatos y partidos que lucharán por una Europa más justa para los trabajadores. Decimos que no se deje engañar por los partidos de extrema derecha, antieuropeos y soberanos; no ofrecen ninguna solución a los problemas que enfrentan los trabajadores de hoy ”.

“Queremos gritar alto y claro que el problema de la UE no es un problema de riqueza, es de reparto de riqueza con justicia social”

«Hacemos un llamado a todos los partidos democráticos para que se comprometan a crear una Europa más justa, más social y sostenible en los próximos cinco años».

Más de la mitad de los 8,000 manifestantes vinieron de Bélgica y Francia, con delegaciones de muchos países europeos, incluyendo Alemania, Italia, España, Hungría, Eslovenia, Austria, Estonia y Suiza.

El Secretario General de UGT, Pepe Álvarez, ha señalado que “la CES es y será un actor importante en la construcción de Europa. El sindicalismo europeo protagonizará la historia de transformación más importante que nunca se ha visto en el continente. Hay que parar los pies al fascismo. Hay que parar los pies al populismo. Hay que parar los pies a la discriminación. No a la brecha salarial, igualdad entre hombres y mujeres. Los jóvenes deben tener empleos de calidad, con salarios dignos”.

“No es posible construir Europa a partir de la ultraderecha, que lo que quiere sencillamente es destruir Europa”, ha añadido. “Los ciudadanos españoles, y la mayoría de los ciudadanos europeos sabemos que menos Europa quiere decir menos libertad y menos derechos. Por eso la CES hoy quiere plantear un programa de reivindicaciones de carácter social, que vaya más allá de lo que se ha hecho hasta ahora. Que tengamos una Eurocámara con soberanía, con soberanía fiscal que pueda repercutir en derechos para los trabajadores de la UE, o la constitución de una autoridad laboral europea para que cuando haya en cuestión derechos europeos no haya que llevar las denuncias a través de los Estados”.

“las elecciones europeas son las más importantes durante décadas»

Además, “Europa tiene que ser un ejemplo de integración de todas aquellas personas que quieren entrar. No a las fronteras. Europa tiene que acabar con situación que está convirtiendo el Mar Mediterráneo en una tumba de personas que solo buscan vivir en mejores condiciones”.

Por ello, Pepe Álvarez ha manifestado que “la CES hará un congreso en mayo y desde UGT nos vamos a situar como un agente de contrapoder de la Comisión Europea dentro de la UE, de tal manera que si la UE se mete tan a fondo en estos temas, que tenga una contraparte con la que discutir, porque no tienen ningún sentido mantener las políticas de austericidio que nos han llevado a esta situación de miseria y de cierto euroescepticismo que vivimos en nuestro país”.

El 28-A tenemos que ganar derechos y libertades

El Secretario General de UGT ha llamado a “hacer frente a estas situaciones con valentía, también desde nuestro país. El día 28 las personas en España tienen que poner las bases para acabar con este fascismo galopante que está recorriendo el continente europeo. Estamos a la cola de Europa en empleo, en gasto social, en recaudación de impuestos, y en derechos.

Las elecciones españolas del domingo tienen una gran importancia para ganar derechos y libertades. Ganar derechos que quiere decir ser un país que reparta la riqueza, y repartir la riqueza implica cobrar más impuestos, subir los salarios. Estos son los dos instrumentos fundamentales. Por eso, para los españoles, estas elecciones europeas vienen acompañadas de las elecciones españolas, donde vamos a decidir el rumbo que tiene nuestro país, no sólo desde el punto de vista interno, sino también desde la contribución que tenemos que hacer como socios de la UE”.

“Las elecciones españolas del domingo tienen una gran importancia para ganar derechos y libertades”

“La globalización es una realidad, y no se le puede hacer frente desde un solo Estado. Pero desde el conjunto de los Estados de la UE se puede. Hay otra globalización que se puede hacer, que es globalizando los derechos de las personas, y ese es el camino que quiere la CES y que quiere la UGT”, ha apostillado.

En relación a nuestro país, Pepe Álvarez ha celebrado las palabras del comisario Moscovici y ha reclamado que “España tiene que subir salarios, hace tiempo que incluso organismos internacionales lo sitúan, eso es lo que va a generar más empleo, porque generará más consumo y más actividad dentro de la UE. La derecha liberal conservadora está hablando del viento, porque no piensan hacer nada para crear empleo, creen que el mercado lo hace por sí solo; y eso nos lleva a tener una economía absolutamente dependiente de las cosas que pasan fuera de nuestro país. Por eso creo que necesitamos un cambio de modelo productivo en el que se cree empleo de calidad”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × cuatro =