El ‘Ocean Viking’, el barco de rescate de SOS Mediterranée y Médicos Sin Fronteras (MSF), ha desembarcado en Lampedusa a los 82 migrantes, tras su rescate el domingo y el lunes, tras la autorización de las autoridades italianas.

«Las autoridades italianas acaban de ofrecer al ‘Ocean Viking’ un puerto seguro», ha informado MSF en su cuenta de Twitter. «Seis días después del primer rescate, MSF y SOS Mediterranée están aliadas de que las 82 personas rescatadas a bordo desembarcarán pronto en Lampedusa», ha añadido la ONG.

Médicos Sin Fronteras (MSF) muestra su alivio ante el hecho de que las 82 personas rescatadas por el buque de búsqueda y rescate Ocean Viking, operado conjuntamente con SOS Mediterranée, vayan a desembarcar en Lampedusa, Italia. El desembarco viene dado después de que una coalición de estados europeos haya ofrecido una solución ad hoc para permitir esta operación y la reubicación de las personas rescatadas.

El ofrecimiento de las autoridades italianas es una clara muestra de valores humanitarios y representa un paso positivo hacia una respuesta más humana al sufrimiento que continúa en el Mediterráneo central.

«Para personas como estas que huyen de circunstancias desesperadas en sus países de origen y han sufrido terribles abusos en Libia, la seguridad nunca llegará lo suficientemente pronto», dice Erkinalp Kesikli, coordinador de proyecto de MSF a bordo de Ocean Viking.

“Los menores a bordo les dicen a nuestros equipos médicos que en Libia han sufrido quemaduras con plástico fundido, que han sido golpeados con palos y mordidos por perros. Hemos escuchado historias horribles de abusos sexuales contra hombres, mujeres y niños. La explotación y la detención arbitraria ha dejado a muchos de ellos con profundas heridas psicológicas. Estamos aliviados de que estas personas no tendrán que estar más en un limbo en el mar gracias a la solidaridad demostrada por los estados europeos».

Mientras el Ocean Viking esperaba que se le asignara un lugar seguro, a principios de esta semana, una mujer en estado avanzado de gestación y su esposo fueron evacuados en helicóptero al deteriorarse su condición médica. Las personas rescatadas no deben verse obligadas a soportar largas demoras mientras los gobiernos europeos realizan pantomimas políticas innecesarias con cada rescate. Es necesario instaurar con urgencia un mecanismo para el desembarco de personas rescatadas en el Mediterráneo central.

MSF pide a los Estados europeos:

Establecer un sistema de desembarco que garantice el bienestar de los sobrevivientes y salvaguarde sus derechos.

Poner fin a su apoyo político y material al sistema de retorno forzoso a Libia, donde los refugiados y los migrantes son recluidos en centros de detención arbitraria en condiciones inhumanas. Las personas que huyen de Libia simplemente no pueden ser devueltas allí.

Responder a la necesidad urgente de instaurar un sistema de búsqueda y rescate europeo. En lo que va de 2019, se estima que una de cada 20 personas que huyen de Libia por mar ha muerto al intentar cruzar la ruta marítima.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno × tres =