José Guirao, ministro de Cultura y Deporte.

A modo de serial televisivo, cinco días después de que el Ministerio de Cultura anunciase la intervención parcial de la Sociedad General de Autores y Editores, ahora cabría preguntarse: ¿cumplirá Guirao su ‘amenaza’? Porque ayer la nave volvía a cambiar de rumbo cuando el ministro de Cultura afirmó, durante un encuentro con la prensa, estar dispuesto a no seguir adelante con la medida si la entidad de gestión “quiere arreglar” los tres puntos cuya modificación resultan cuestión fundamental para el Gobierno de Pedro Sánchez.

“Si la SGAE quiere arreglar los temas, estos decaerán”, dijo el ministro José Guirao sobre su postura ante esta intervención parcial que, por el momento, insiste en que pedirá a la Justicia esta misma semana. Con ello, espera conseguir que la entidad cambie sus estatutos y los adapte a la ley, revise los criterios de reparto del dinero recaudado entre los diversos colegios que la conforman y habilite el sistema de voto electrónico. “Ha habido toda una política dilatoria y el ministerio ha tenido mucha paciencia”, explicó Guirao.

La Fundación Autor habría gastado 35.000 dólares en 1997 para pagar un máster a la actual directora general de Industrias Culturales y Cooperación del Ministerio de Cultura, el organismo que fiscaliza a la SGAE

Sin embargo, lejos de sonar ecos de tranquilidad, al acabar la jornada de ayer las aguas se revolvían aún más alrededor de la SGAE. Pasadas las nueve de la noche, Eldiario.es publicaba un artículo firmado por Ignacio Escolar en el que aseguraba que “la SGAE pagó irregularmente un máster en Columbia a la hoy directora general de Cultura”, Adriana Moscoso. Según el periodista, la Fundación Autor, dependiente de la SGAE, “gastó 35.000 dólares en 1997 para pagar un máster en la Universidad de Columbia a la actual directora general de Industrias Culturales y Cooperación del Ministerio de Cultura, el organismo que fiscaliza a la SGAE”.

Según publica este diario digital, la SGAE de Teddy Bautista pagó este máster –del que al parecer solo la matrícula costaba entonces 26.373 dólares- simulando un supuesto “convenio con la Universidad de Columbia” del que Adriana Moscoso -hija del exministro socialista Javier Moscoso, que también fue secretario del consejo de la SGAE- fue la única beneficiada. “Tras el curso, fue contratada por la entidad, donde sigue en excedencia”, recuerda Escolar, quien explica en el texto que “la Fundación Autor, hoy Fundación SGAE, cubrió íntegramente la matrícula en Columbia y también gran parte de los gastos de la entonces estudiante en Nueva York”.

2 Comentarios

  1. Q verguenza d gobierno.Solo puede pasar en este pais.Una sociedad como la sgae q noticia tras notica va a peor y el gobierno le tiende otra vez la mano.Señores q se os ve el plumero!!

  2. Me parece lógico q el sr guirao tienda la mano a la sgae, una de las sociedades más eficientes y transparentes de nuestro país.Enhorabuena!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

17 − nueve =