Es muy habitual querer confundir a la gente: dar a entender que la homeopatía carece de garantías, que la practican «brujos o curanderos» y que puede generar problemas de salud viene siendo un mantra, sobre todo últimamente.

Lo cierto es que se pretende arrogar a la homeopatía la «culpa» de hechos en los que en realidad nada tiene que ver su aplicación, y se intenta vincular a sucesos en los que personas, que haciendo mal uso de la homeopatía y practicando intrusismo profesional dan por lo general el titular tan buscado por quienes, en lugar de preocuparse por informar, prefieren generar bulos para fomentar fantasmas y desconocimiento sobre la medicina integral y complementaria.

Es una de las cuestiones que suceden con las vacunas. Es habitual escuchar, sobre todo últimamente, que quienes defienden la medicina complementaria, la homeopatía y otras terapias, estén en contra sistemáticamente del uso de las vacunas. Y es otra mentira, pues nada tiene que ver.

Precisamente, el Doctor Gualberto Díaz ha publicado este interesante artículo que a continuación reproducimos para despejar las dudas y aclarar los falsos relatos. La salud es una cuestión muy importante como para permitir que se puedan estar generando discursos confusos.

«Es una lástima ver pasar titulares como éste que viene de Estados Unidos (Homeópatas en Estados Unidos reivindican terapias que previenen el sarampión y curan el autismo) y del que se ha hecho eco algún medio en España (“La última estafa de la homeopatía: curar el autismo con sobredosis de vitamina C”).

El tema viene de atrás y ya había sido tratado el año pasado por el medio Redacción Médica (Homeópatas afirman ‘curar’ el autismo diluyendo las vacunas que lo ‘causan’). Como ha ocurrido en otras ocasiones, se confunden los términos y ya no estoy seguro de que sea algo accidental.

La homeopatía es sólo homeopatía: usar medicamentos homeopáticos, teniendo en cuenta que la respuesta es mejor al abordar al paciente desde una visión global y al individualizar el tratamiento. La homeopatía no hace juicios sobre el autismo y las vacunas, o sobre el efecto de otras terapias en el autismo. La homeopatía no utiliza sobredosis de vitamina C. La homeopatía se limita a intentar ayudar a los pacientes en sus diferentes problemas de salud, usando medicamentos homeopáticos que son compatibles (y a menudo sinérgicos) con otras terapias incluyendo las farmacológicas y entre ellas las vacunas.

Así lo han manifestado en repetidas los médicos homeópatas a través de uno de sus sitios web de referencia, Hablandodehomeopatía.com, como por ejemplo en los artículos “La postura del médico homeópata ante las vacunas” y “Homeopatía y vacunas: ¿son incompatibles?”.

En la web de la Asamblea Nacional de Homeopatía, HomeopatiaSuma.com, también se desvincula la homeopatía del movimiento antivacunas, y así lo han reflejado algunos medios de comunicación como “Los 8 bulos más comunes sobre la homeopatía, desmentidos”.

En este caso, el desmentido es tan importante que se realiza en dos secciones diferentes:

Preguntas Frecuentes

¿La Homeopatía es eficaz en prevención?

SÍ. Los tratamientos homeopáticos pueden ayudar a regular el organismo y ayudarle a reaccionar mejor frente a las circunstancias que lo desequilibran. Desde infecciones de repetición (otitis, herpes, etc.) hasta una alergia, por ejemplo. Esta protección adicional que ofrece la homeopatía ante determinadas situaciones no debe confundirse con la protección específica que brinda una vacuna, siendo ambas estrategias complementarias. Nunca un medicamento homeopático puede usarse en sustitución de una vacuna.

Qué es la Homeopatía – Es falso que…

«Los medicamentos homeopáticos pueden utilizarse en sustitución a las vacunas.»

FALSO. Se deben administrar todas las vacunas que su médico considere apropiadas, según el calendario vacunal y las circunstancias específicas de cada persona. Los medicamentos homeopáticos pueden ejercer un papel protector que es interesante cuando no hay una vacuna para esa infección, cuando no es apropiada para un paciente en concreto o como complemento a la vacuna. Además, podría ayudar a resolver los síntomas derivados de la administración de algunas vacunas en algunos pacientes.

La verdad es que la mayoría de homeópatas que adoptan posturas radicales contra los medicamentos convencionales no son médicos. Es muy poco sensato y muy poco científico meter todos los fármacos convencionales en el mismo saco. E incluso cuando hablamos de un tipo concreto de medicamentos, o de un medicamento en concreto, hay que analizar para qué se usa, en qué momento y circunstancias y para qué paciente. Claro que eso es misión del médico: por eso reclamamos que es el médico quien debe hacerse cargo de los tratamientos homeopáticos, y que los esfuerzos contra las pseudoterapias deben ir fuertemente encaminados a hacer cumplir las leyes que evitan el intrusismo profesional. Lo que es una terapia útil en manos de un profesional se convierte en un peligro en manos del intruso; no dejaríamos que realizara una intervención quirúrgica o que prescribiera un psicotrópico alguien que no estuviera preparado para hacerlo bien, ¿a que no?

Los médicos homeópatas, como todos los demás médicos de diferentes especialidades, podrán usar adicionalmente fármacos convencionales o suplementos nutricionales, recomendar hábitos de vida saludables adaptados al paciente, derivar a otros profesionales, etc. No porque todas estas intervenciones terapéuticas formen parte de la homeopatía, sino porque un médico está capacitado para dar diferentes consejos que puedan ayudar a su paciente y sean compatibles entre sí (medicina integrativa).

En cuanto al papel de la homeopatía en el autismo, es probable que pueda aportar beneficios al paciente, lo cual ha sido estudiado y publicado pero no está aún comprobado por ensayos clínicos controlados. Queda por tanto a la elección del médico y del paciente debidamente informado de las limitaciones existentes, elegir ayudarse o no de esta terapia a nivel sintomático o global.

Resumiendo, para desmentir los principales “fake news” o bulos de salud que comentamos en esta entrada afirmamos que:

  • La homeopatía no ha demostrado curar el autismo.
  • La homeopatía no consiste en usar altas dosis de suplementos, o cualquier otra terapia.
  • La homeopatía es compatible con las vacunas.
  • Los médicos que usan homeopatía pueden (y deben) usar las medidas terapéuticas que se hayan demostrado eficaces, y adicionalmente otras siempre de acuerdo con un paciente libre e informado de las posibilidades y limitaciones de cada tratamiento.»

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

6 Comentarios

  1. me parece qe vacunas y homeop se basan en lo mismo :
    meter veneno pa qe el cuerpo reaccione,
    pero prefiero la homeop,
    ya qe se hace si esta enferma la persona y
    no «por si acaso» , qe no es mas qe una excusa para vendernos algo y a saber que mas :
    ¿ pqe no hacen medicinas para lo qe si hacen vacunas ?

    • No se basan en la mismo, debes investigar mas sobre las vacunas y no creerte cualquier cosa.
      La gente de la homeopatía que dicen que su «medicamento» funciona aunque su teoría va contra las leyes de la física y de la química, la idea de que el agua puede tener memoria es absolutamente inverosímil, las moléculas no pueden tener diferentes propiedades sin ser alteradas (Aparte según esto el agua de todos los mares deberían de ser toxicas si guarda toda la contaminación). Además, un supuesto principio activo debería actuar mejor a mayores dosis, no a menores, como propone la homeopatía.

  2. Es de agradecer que un períodico publique un artículo redactado por un medico experto en homeopatía que aclara un tema tan importante como este. Hay demasiada gente empeñada en propagar bulos sobre la homeopatía cuando ésta es una herramienta terapéutica más, que en manos de medicos expertos en la materia es de gran ayuda en el tratamiento de muchos problemas de salud.

    • No es una herramienta es una estafa, ningún homeopatía ha dicho como se supone que sus «medicamentos» funcionan (cosa que no hacen) si van en contra de la leyes de la física y de la química. el concepto choca con las leyes de la física y de la química. La idea de que el agua puede tener memoria es absolutamente inverosímil, las moléculas no pueden tener diferentes propiedades sin ser alteradas. Además, un supuesto principio activo debería actuar mejor a mayores dosis, no a menores, como propone la homeopatía.

  3. La homeopatía es una farsa. Hay muchos estudios al respecto que relacionan la eficacia de la homeopatía con la de un placebo. Aparte de eso, el concepto de la homeopatía choca con las leyes de la física y de la química. La idea de que el agua puede tener memoria es absolutamente inverosímil, las moléculas no pueden tener diferentes propiedades sin ser alteradas. Además, un supuesto principio activo debería actuar mejor a mayores dosis, no a menores, como propone la homeopatía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 + 18 =