Cada vez es más habitual adquirir un coche o moto, nuevo o de ocasión, que ha sido puesto a la venta en otra región o país. Las nuevas tecnologías nos permiten encontrar la mejor oferta para el vehículo de nuestros sueños, haciendo posible incluso que escojamos a nuestro gusto el color y los acabados de vehículos usados.

Lo más habitual, es que el comprador se desplace hasta el lugar donde el vehículo ha sido puesto a la venta, y opte por regresar conduciéndolo hasta su ciudad de residencia. Salvo en el caso de coches o motos adquiridos en el extranjero, pocas personas piensan en utilizar un servicio de transporte de coches, suponiendo que es una opción muy cara. Y hemos comprobado que esta suposición es falsa, porque estos servicios son asequibles para cualquier bolsillo, e incluso en algunas ocasiones son una forma de ahorrar dinero.

Transportar un coche no es nada caro: una comparativa

Para hacernos una idea, hemos contactado con una de las empresas que presta servicio de transporte de coches en España, solicitando precio para coche y para moto. El supuesto se refiere a un vehículo adquirido en Madrid, y cuyo comprador reside en A Coruña. Hemos escogido dos modelos muy comunes en nuestro país, en concreto un Seat Ibiza y una motocicleta Yamaha FJ 1200.

Para trasladar ese coche concreto desde Madrid hasta A Coruña, el precio sería de tan solo 218 euros, incluyendo un seguro contra cualquier daño ocasionado durante el transporte. 

Comparemos: si el propietario se encargase de traer el vehículo por sus medios, tardaría más de doce horas, y además se gastaría unos 65 euros en el tren de ida, 25 euros de taxi en Madrid, 25 euros en las comidas del día, unos 55 euros en el combustible de vuelta, y otros 12 euros en concepto de peajes. Es decir, le supondría perder un día entero y un gasto total de 182 euros. Por tanto, sería mucho más razonable contratar el servicio de transporte de coches, ya que por solo 36 euros adicionales, se evitaría todas las incomodidades.

Transportar una moto resulta barato

En el caso de la moto, los números son aún más favorables, ya que únicamente se reducen los gastos de combustible, siendo estos de unos 15 euros, por lo que al comprador de la misma le costaría unos 162 euros el transporte por sus propios medios. Como la oferta del servicio de transporte para esta Yamaha es de solo 125 €, resulta que el comprador de la motocicleta se ahorraría 32 €.

Beneficios de utilizar un servicio de transporte

La conclusión es que utilizar estos servicios es la mejor opción en ambos casos, por las siguientes razones:

  • El coste es similar o inferior al del transporte por cuenta propia.
  • Evitamos el cansancio de pasar todo un día viajando.
  • Eliminamos la posibilidad de sufrir un accidente.
  • Cualquier posible daño o incidencia queda cubierta por un seguro.

Y si esta información te produce incredulidad, puedes comprobarlo sobre la marcha, ya que, utilizando internet, obtendrás el precio exacto para transportar el vehículo de tu elección en menos de dos minutos.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre