La vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, estará presente este sábado en Francia para asistir al homenaje al último español superviviente del campo de concentración de Mauthausen, Juan Romero, de 101 años. Además, mantendrá encuentros con el primer ministro francés, Jean Castex, y con la alcaldesa de París, Anne Hidalgo.

En un comunicado, el Ejecutivo señala que los actos comenzarán este sábado, cuando Calvo se trasladará a la localidad francesa de Ay-Champagne, donde reside Juan Romero. En el acto que se celebrará en el ayuntamiento se le hará entrega de la declaración de reparación y reconocimiento personal, que acredita su trayectoria en la lucha contra el franquismo y el fascismo en Europa.

Ya el lunes, la vicepresidenta primera mantendrá en la residencia del embajador de España en París un encuentro con el presidente de la Autoridad Bancaria Europea (EBA), José Manuel Campa, para posteriormente mantener en ese mismo escenario un desayuno informativo con corresponsales de prensa.

Por la tarde, Calvo se trasladará a la sede del Gobierno francés donde mantendrá una reunión con el primer ministro francés, Jean Castex. Después, irá al Ayuntamiento de París donde será recibida por la alcaldesa, Anne Hidalgo.

Tras esa reunión, ambas realizarán una ofrenda floral en El Jardín de La Nueve, situado en el Ayuntamiento parisino, en el día en el que se conmemora la liberación de París. Al acto de homenaje también asistirán asociaciones memorialistas.

Juan Romero Romero (Torrecampo, Córdoba, 1919) formó parte del Ejército fiel a la II República, combatiendo en los frentes de la Sierra de Guadarrama, Brunete, Guadalajara, Teruel, así como en la batalla de El Ebro, en la que resultó herido. Al concluir la Guerra Civil se exilió en Francia y se alistó en la Legión Extranjera en abril de 1939 donde participó en la lucha contra la ocupación alemana durante la Segunda Guerra Mundial.

Posteriormente fue hecho preso, trasladado al campo de prisioneros Stalag III-A y deportado al campo de concentración de Mauthausen. A pesar de sufrir todo tipo de calamidades, logró sobrevivir hasta el final de la guerra para continuar viviendo en Francia como exiliado.

Tras ser condecorado en 2016 con la Legión de Honor francesa, ahora la declaración de reparación y reconocimiento personal que le entrega el Gobierno español acredita que padeció las consecuencias de la Guerra Civil y la dictadura, sufriendo persecución y exilio al concluir la contienda española por razones ideológicas y políticas.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre