Son numerosos los motivos que pueden llevar a una persona a solicitar financiación bancaria. Desde un gasto inesperado de última hora hasta la compra de una vivienda, los préstamos o créditos son una alternativa a la hora de conseguir financiación de manera inmediata.

Sin embargo, muchas personas desconocen los requisitos para pedir un préstamo o los pasos que se deben seguir antes y durante la toma de decisión.

Requisitos de la entidad bancaria

A la hora de solicitar un préstamo o crédito, es normal hacerse ciertas preguntas: ¿Qué pasos hay que dar?, ¿qué documentación presento?, ¿de cuánto tiempo dispongo?

Documentación vigente

Como en todo procedimiento legal o administrativo, en España es imprescindible estar en posesión de la nacionalidad española y un DNI actualizado para solicitar financiación. En el caso de los extranjeros, las entidades tradicionales ofrecen esta posibilidad a los extranjeros que dispongan de tarjeta de residencia o el Número de Identidad Extranjero (N.I.E).

Cuenta en la entidad

Por supuesto, los bancos dan créditos o préstamos a sus clientes. A la hora de devolver el dinero, la entidad recurrirá a una cuenta para la extracción de las cuotas pactadas. Por lo tanto, esta solicitará la apertura de una cuenta en sus depósitos. En el caso de préstamos para empresas, en ocasiones se precisa que también se encuentren depositados en la entidad los ingresos del negocio.

Solvencia económica

Cada banco ofrece unas condiciones diferentes a sus clientes, ya sea mediante plazos o cuotas. Por ello, es normal que quienes estén interesados en solicitar un préstamo se informen en diversas entidades y decidan abrirse una cuenta en aquella que mejor encaje con sus necesidades.

Sin embargo, debido a la situación financiera, los bancos y cajas han restringido sus requisitos. A la hora de solicitar un préstamo, la entidad solicitará documentación que acredite disponer de ingresos que aseguren la devolución de la cuantía.

No tener deudas

Por supuesto, ser solvente económicamente también pasa por no tener deudas y ser buen pagador. La entidad debe asegurarse de que el préstamo que va a conceder se le devolverá según los términos pactados con el cliente.

Maneras de adquirir un préstamo

Aunque hace años la única alternativa a la hora de solicitar un préstamo pasaba por la firma presencial del contrato, actualmente las entidades ofrecen diversas vías para solicitar financiación. No obstante, las alternativas que ofrecen dependen de la cuantía y la dificultad de cada caso.

Oficina presencial

La mayoría de los solicitantes siguen optando por acudir presencialmente a las oficinas, ya que la información que reciben es más clara y es posible negociar de manera directa. Además, en los préstamos cuantiosos es imprescindible acudir al establecimiento de manera presencial.

Teléfono

La opción telefónica es la más demandada para las sumas de hasta 3.000 euros. La entidad comprobará los datos del cliente telefónicamente e informará sobre los requisitos y cuotas.

Internet y aplicaciones móviles

Las solicitudes online para financiación se han disparado en los últimos años. Sin embargo, existe una cantidad límite a la hora de realizar este tipo de operaciones. Superada la cifra, es necesario acudir a las instalaciones presenciales y presentar la documentación de manera directa.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre