Clara Ponsatí se entregará ante la justicia escocesa esta mañana 28 de marzo, para que puedan juzgar si hacen valer la euroorden de detención emitida por el juez Llarena. Ponsatí, que salió de España a finales de octubre de 2017, fue nombrada consellera de Educación el 14 de julio anterior y permaneció en el cargo hasta el 28 de octubre de ese mismo año, cuando el Gobierno de Mariano Rajoy aplicó el artículo 155 de la Constitución. Tras la detención de Puigdemont, ha decidido entregarse a las autoridades escocesas.

La primera ministra escocesa, Nicola Sturgeon, aseguró que “El Gobierno de Escocia apoya el derecho de Catalunya a decidir su propio futuro. El hecho de que nuestro país esté obligado a cumplir la Orden Europea de Detención y Entrega no cambia nuestro punto de vista”.

Aamer Anwar, abogado de Ponsatí, subrayó que la ex conseller está «decidida y determinada» y cree que el Gobierno español no podrá «doblegar el espíritu del pueblo catalán». «Entiendo que Clara Ponsatí afronta cargos de rebelión y malversación de fondos públicos relacionados con la organización del referéndum, que mi cliente refuta completamente«, matizó el letrado.

Mientras, esta misma madrugada Ponsatí ha lanzado una campaña de microfinanciación, para que la gente que la apoya pueda ayudarla económicamente. En un anuncio a las redes sociales, pide “vuestra ayuda y apoyo”, antes de entregarse a la policía escocesa, donde ella misma prevé que será extraditada a España.

 

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre