Hoy, 14 de abril, algunos se llenan la boca de República y otros de ardores. Y no me gusta demasiado la superchería. Porque, y perdonen mi insistencia, recuerden que los artículos de prensa son más volanderos que las generaciones de los hombres, si asociamos republicanismo con ideologías políticas estamos falseando la Historia a favor del gran diseñador de propaganda que fue y es el reaccionarismo totalitario español.

Cuando se afirma de un dirigente, pongamos Largo Caballero, que fue un Presidente Republicano estamos usando un pleonasmo (“Redundancia viciosa de las palabras”, DLE) que sólo puede tener una intención ideológica concreta, aunque sea inconsciente: hacerlo Presidente de una parte reconocida de la España de su época, es decir, indirectamente, estamos dando carta de legitimidad a los sublevados porque eran el bando contrario, el no republicano. Esto es falso históricamente, porque republicano fue el Ejército que se sublevó, y nunca decimos el Golpe del Ejército Republicano (que exactamente se declaró así). Si se fijan, incluso para hablar del Golpe de Estado ya establecemos la preexistencia de las dos facciones o dos bandos que una visión simplista de la Guerra Civil nos lleva a asumir de facto.

Mientras en nuestro lenguaje (que es nuestro pensamiento) no cuidemos ese tipo de cosas, España está condenada a repetir el enfrentamiento porque nos predefinimos a nosotros mismos como una nación (sea lo que fuere esto) esquizofrénica incapaz de resolver su dicotomía interpretativa de la realidad.

Enésima vez: el gran triunfo de los golpistas no fue imponerse sino construir al enemigo, identificada la República con una facción política siempre hay un hueco (de una supuesta libertad) para colar la legitimidad de la otra.

No estoy de acuerdo. Cuando una España democrática de verdad vertebre su Historia en torno a los derechos, las libertades reales expresadas en Leyes y una Justicia equilibrante en todos los campos, y por tanto tienda un puente entre regímenes equiparables (más allá de la República o la Monarquía Constitucional), estaremos superando de verdad el paréntesis totalitario que supuso la dictadura.

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anterior¿Qué son las sillas salvaescaleras?
Artículo siguienteRivera dará clases en la Universidad de Ayuso que aprobó Derecho a Casado
Huelva, 1969. Licenciado en Filosofía por la Universidad de Sevilla y Doctor por la Universidad de Valladolid (tesis: Obra y edición en Juan Ramón Jiménez. El «poema vivo»; Premio Extraordinario de Doctorado). He sido gestor cultural, lógicamente frustrado, y soy profesor funcionario de Enseñanza Secundaria, de Filosofía, hasta donde lo permitan los gobiernos actuales. Otras experiencias profesionales: -Director del Festival Internacional de Música Clásica Ciudad de Ayamonte (2002 y 2003). -Director de la Oficina y Coordinador de los actos del Trienio Zenobia-JRJ 2006-2008 organizado por la Diputación Provincial de Huelva, las Consejerías de Cultura y Educación de la Junta de Andalucía, los Ministerios de Educación y Cultura del Gobierno de España y la Sociedad Estatal de Conmemoraciones Culturales de España, entre 2005 y 2008. -Asesor musical para la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía (2003-2013). -Consejo Asesor Literario de la Diputación Provincial de Huelva (2002-2013). Conferenciante recurrente en programas educativos del Centro Andaluz de las Letras de la Junta de Andalucía y del Ministerio de Educación y de Cultura del Gobierno de España. Como escritor he colaborado con la prensa escrita, antes en Cuadernos de la Campiña, Huelva Información y los diarios provinciales del Grupo Joly, y ahora en la web semanalmente con Diario16.com y mensualmente en la revista en papel Diario16, publicando varios cientos de artículos. He contribuido con textos críticos y de creación esporádicamente con una multitud de revistas literarias. Junto al Catedrático Francisco Javier Blasco Pascual, he codirigido Obras de JRJ, en 48 volúmenes (49 tomos) para la editorial Visor; he publicado varios ensayos en torno a su concepto de «obra»: -Copérnico y Juan Ramón Jiménez. Crisis de un paradigma (2008) -El materialismo de Juan Ramón Jiménez. (JRJ excavado: alma y belleza, 1900-1949) (2010) -Juan Ramón Jiménez en el Archivo Histórico Nacional: Vol 2. MONUMENTO DE AMOR, ORNATO y ELLOS (2011) -Poesía no escrita. Índices de Obras de JRJ (junto al profesor Javier Blasco, 2013) -Obra y edición en JRJ. El Poema Vivo (2017) Además he preparado la edición, selección y prólogo de la antología del poeta granadino Premio Nacional de las Letras Antonio Carvajal: -Alzar la vida en vuelo (2014 y 2019) Lejos de tener vocación de cuentista, sí me encuentro cómodo en la prosa corta, lo que me hace deambular entre el relato, el microrrelato, la estampa o el poema en prosa. Veo poco más que comercio en la literatura actual; suelo experimentar con la forma. Mis libros: -Las apoteosis (2000) -Libro de las taxidermias (2002) -Libro de los humores (2005) -Libro del ensoñamiento (2007) -Álbum blanco (2011) -Tenebrario (2013) -De la luz y tres prosas granadinas (2014). -Libro de las causas segundas o Las criaturas (2014, Epub) -Mar de historias. Libro decreciente (2016). -La Gloria del Mundo (2017) -Libro de los silencios (2018) [XXV PREMIO DE LA CRÍTICA ANDALUZA 2019] -Pintar el aire (2018, en colaboración con el pintor Miguel Díaz) -Las criaturas (Reedición 2019) -El mar de octubre (2020) También he publicado cuentos en diversas revistas físicas y virtuales y he sido recogido en varias antologías, como Mundos mínimos. El microrrelato en la literatura española contemporánea (2007), editada por la profesora Teresa Gómez Trueba; Microrrelato en Andalucía (2007), edición del crítico Pedro M. Domene, Velas al viento. Los microrrelatos de La Nave de los Locos (2010) o Mar de pirañas. Nuevas voces del microrrelato español, ambas por Fernando Valls (2012), y en 70 menos uno. Antología emocional de poetas andaluces (2016), coordinada por Antonio Enrique, entre otras. El jurado del XXV PREMIO DE LA CRÍTICA ANDALUZA de 2019 me ha distinguido con su Premio para Libro de los silencios. En el blog literario de Fernando Valls se pueden encontrar textos míos. Mis artículos en las webs del Grupo Joly, de Diario16 y www.quenosenada.blogspot.com

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre