domingo, 24octubre, 2021
20 C
Seville

Ayuso y su pasado falangista

Gabe Abrahams
Columnista y analista político. Colaborador en diversos diarios y revistas digitales, tanto de ámbito nacional como internacional.
- Publicidad -

análisis

El gobierno de Isabel Díaz Ayuso aplaude a Meritxell Batet, un síntoma de la vuelta al bipartidismo

La ciudadanía no sabe que en España se está desarrollando una operación política al más alto nivel sólo comparable a las que se ejecutaron...

‘Mi París’, la novela de Francisco Michavila sobre la necesidad del humanismo

Mi París es un relato novelado que recoge visiones y pensamientos sobre la ciencia, la educación y la política que tienen a la capital...

Calviño «dirige» el pacto Sánchez-Partido Popular desde su afinidad al neocapitalismo deshumanizado

La crisis provocada por las injerencias de Nadia Calviño en la negociación para la derogación de la reforma laboral ha tensado las relaciones entre...

La Justicia española, habitual protectora de los poderosos y brazo armado de la derecha y los ultras

Ayer se produjo el enésimo choque entre el Poder Judicial español y el gobierno de coalición progresista. Casualmente, los grandes enfrentamientos entre los poderes...
- Publicidad-

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, es uno de los personajes políticos del momento. La líder del Partido Popular, haciendo alarde de un populismo conservador en lo ideológico y ultraliberal en lo económico, ha conseguido vencer en las últimas elecciones a la presidencia de la Comunidad de Madrid.

Díaz Ayuso, sin embargo, según el falangista Eduardo García Serrano, hijo del también periodista y escritor falangista Rafael García Serrano, tenía una gran devoción en su juventud hacia el pensamiento falangista y los históricos de la Falange Española, la variante del fascismo español.

En un momento de una conferencia llevada a cabo el pasado 12 de febrero, encuadrada en “En los Viernes Culturales de la Falange”, García Serrano calificó a Ayuso de «flechita», apelativo para las juventudes del partido fundado por José Antonio Primo de Rivera.

«Ayuso era una falangista de rompe y rasga. Me perseguía por los pasillos como un caniche para que yo le hablase de José Antonio Primo de Rivera», explicó durante la conferencia García Serrano.

Parece ser que el conocimiento del falangismo de Díaz Ayuso no era precisamente superficial durante su juventud, ya que, según las palabras de García Serrano, la actual presidenta de la Comunidad de Madrid “me perseguía de forma un poco agobiante para que le hablase de Ramiro Ledesma, de Eugenio Montes, de David Jato, de Eugenio Lostau (fundadores y figuras clave de la Falange Española)”.

Para García Serrano, Díaz Ayuso era entonces “una furibunda falangista”.

Pasó el tiempo e Isabel Díaz Ayuso se afilió al Partido Popular en 2005, cuando Pablo Casado era el presidente de Nuevas Generaciones en Madrid. Hoy, es la presidenta de la Comunidad de Madrid y abraza un populismo trumpista que ensalza las políticas conservadoras y el ultraliberalismo económico.

- Publicidad -

Relacionadas

- Advertisement -
- Publicidad -

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Pop up o resurgir

Para este artículo de opinión no político quiero analizar la insolencia de lo legal, ilegal o alegal. La fina línea que separa el arte...

Sánchez intenta frenar la indignación de la izquierda con promesas sociales

Las decenas de millones de votantes de izquierda, incluso dentro del propio Partido Socialista, están indignados con la retirada de la condición de diputado...

El gobierno de Isabel Díaz Ayuso aplaude a Meritxell Batet, un síntoma de la vuelta al bipartidismo

La ciudadanía no sabe que en España se está desarrollando una operación política al más alto nivel sólo comparable a las que se ejecutaron...

Una propuesta de Vox abriría el diálogo social a los sindicatos de raíz anarquista y libertaria

La ultraderecha quiere tener representación en todos los ámbitos democráticos y está intentando aplicar reformas que les abran las puertas que, por coherencia ideológica,...
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Pop up o resurgir

Para este artículo de opinión no político quiero analizar la insolencia de lo legal, ilegal o alegal. La fina línea que separa el arte...

Sánchez intenta frenar la indignación de la izquierda con promesas sociales

Las decenas de millones de votantes de izquierda, incluso dentro del propio Partido Socialista, están indignados con la retirada de la condición de diputado...

El gobierno de Isabel Díaz Ayuso aplaude a Meritxell Batet, un síntoma de la vuelta al bipartidismo

La ciudadanía no sabe que en España se está desarrollando una operación política al más alto nivel sólo comparable a las que se ejecutaron...

Una propuesta de Vox abriría el diálogo social a los sindicatos de raíz anarquista y libertaria

La ultraderecha quiere tener representación en todos los ámbitos democráticos y está intentando aplicar reformas que les abran las puertas que, por coherencia ideológica,...