El Programa de Ana Rosa entrevistó ayer a Francés Maristany, presidente de Grup Met, operador internacional para equipos de diagnóstico, entre otros del COViD-19.

Durante la entrevista, Maristany afirmó que desde su compañía habían intentado ofrecer al Gobierno y a la Generalitat sus servicios para poder abastecer de test PCR ante la crisis por COVID-19 y que desde el Gobierno no había habido respuesta desde hace tres semanas. La presentadora del programa, en lugar de mantener la necesaria prudencia ante una situación así, exclamó “Esto es un escándalo”.

La entrevista se difundió rápidamente por redes sociales expandiendo el mensaje de que el Gobierno no había hecho caso ante una oferta como la que les había planteado el empresario.

Sin embargo, hoy han tenido que explicar en el programa que desde el ejecutivo han desmentido lo que ayer se afirmó. Y la presentadora ha tenido que informar de la versión del Gobierno, que afirma que esta empresa no se ha puesto en contacto con ellos ni con el ministerio de Sanidad.

“El Gobierno nos ha explicado que están recibiendo muchas solicitudes por diversos canales. No sé si la información de esta compañía se ha podido traspapelar, pero no han hablado”, ha dicho Ana Rosa Quintana.

Además, ha explicado que según la empresa, Moncloa habría contactado ayer mismo con ellos para hacerles saber que no se había recibido ningún tipo de información por su parte, y que la enviaran nuevamente.

Según informa El Plural, además, la empresa no tendría licencia para poder distribuir hasta el día 2 de abril.

Apúntate a nuestra newsletter

2 Comentarios

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre