domingo, 3julio, 2022
21.5 C
Seville

A Casado no le preocupa acabar con la corrupción, solo liquidar a Díaz Ayuso

Al líder del PP le entra de repente una gran preocupación por un sospechoso contrato cuando lleva años mirando para otro lado en los monumentales escándalos de su partido

- Publicidad -

análisis

Redistribuir la riqueza ante inflación y guerra

La invasión imperialista rusa de Ucrania va a prolongarse, amenazando la paz y la estabilidad, y amplificando los efectos que ya está teniendo en...

El Efecto Sánchez: los salarios se devalúan un 6,4% y la inflación se dispara al 10,2%

Pedro Sánchez comparecerá ante el pueblo español para rendir cuentas entre el 12 y el 14 de julio después de 4 años en los...

El Repaso del viernes 1 de julio: conclusiones de la cumbre de la OTAN, Finlandia y Suecia siguen fuera, guerra en Ucrania y portadas...

En El Repaso te pondrás al día en un "santiamén". Puedes escuchar El Repaso de hoy en formato audio, pulsando aquí (no te olvides...

Pedro Sánchez ahora tiene prisa para rendir cuentas ante el pueblo, tras 4 años escondido

Pedro Sánchez ha tardado más de 4 años en dignarse a rendir cuentas ante el pueblo español. Desde junio de 2018 en que fue...
- Publicidad -
- Publicidad-

Hace días que venimos sosteniendo que Pablo Casado está perdiendo la batalla de la opinión pública en su duelo fratricida contra Isabel Díaz Ayuso. El todavía líder del Partido Popular pensó que tirando de la manta, dejando al descubierto el Mascarillagate (un asunto de trato de favor con supuestas comisiones para el Hermanísimo de la lideresa) asestaba un golpe mortal a la carrera de su principal rival y competidora en la pugna por el liderazgo del partido. Sin embargo, una vez más, los cálculos y estrategias de Casado han vuelto a fallar.

Al jefe de la oposición no le sale una a derechas. Cuando marcha corriendo a Bruselas, con la caravana de la llorería, para intentar que los fondos y ayudas no lleguen a España, los prebostes de la UE le dan con la puerta en las narices. Cuando convoca elecciones anticipadas para afianzar su poder regional como paso previo a la conquista de Moncloa resulta que lo único que consigue es hacer grande a Vox y casi consumar un descalabro electoral. Y ahora que se propone liquidar a la diva castiza que le hace sombra urdiendo un monumental escándalo televisado con espías, dosieres y corruptelas varias le sale el tiro por la culata y todo queda en la dimisión de Carromero, el fontanero de su confianza que estaba en el ajo. Es evidente que si hay alguien que tiene que dimitir aquí ese es Pablo Casado.

El dirigente popular tiene muchos frentes abiertos, quizá demasiados, pero su principal problema es el de la falta de credibilidad. A Casado ya no se lo creen ni los propios votantes del PP porque hoy dice una cosa, mañana otra y, al día siguiente, vuelve a rectificar otra vez. El primer defecto de este político demagogo, populista, sectario, hiperventilado y corroído de ambición –lo hemos dicho muchas veces aquí–, es la incoherencia. Y así, una mañana arremete contra Vox en un chute de espíritu democrático y al cuarto de hora está firmando pactos a diestro y siniestro con los ultras en cada rincón de España. La falta de lógica política es un vicio mortal para cualquier gobernante porque deja transparentar sus carencias, sus debilidades, su falta de empaque como estadista. Hoy mismo, en una entrevista con Carlos Herrera en la Cope, ha vuelto a dar serias muestras de personalidad doble que aumentan las sospechas de hombre poco fiable. Cuando el popular periodista le ha apretado con el polémico contrato del Hermanísimo de Ayuso, Casado no ha tenido pelos en la lengua a la hora de sugerir que él ve serios indicios de corrupción y lo ha dicho tan descarnadamente, tan salvajemente tratándose de una compañera de partido (y hasta hace no tanto una buena amiga), que por momentos parecía que era Pedro Sánchez quien se encontraba al micrófono de la cadena de los obispos tratando de destruir al PP. “La información es que la comisión fue de 286.000 euros. Es suficientemente relevante como para pensar que ha habido tráfico de influencias, pero yo no acuso, solo estoy preguntando y no he tenido respuesta”, alega el jefe popular. Esta sentencia dicha por cualquier otro líder político sería aplaudida por todo el mundo. El problema es que estamos hablando de Pablo Casado, el tipo al que hasta hoy no le ha interesado lo más mínimo la corrupción en su partido, el dirigente que metía la cabeza debajo del ala cuando un chaparrón de casos turbios caía sobre Génova 13. Ante sus narices han pasado gravísimos casos como Gürtel, Púnica, Lezo, Bárcenas, Kitchen y una retahíla interminable de historias turbias que nunca le quitaron el sueño al mandamás pepero. Sin embargo, ahora, de repente, al hombre le entra el remordimiento y la preocupación por un contratillo que supone apenas una gota de agua en medio del océano de dinero negro, basura y detritus en el que chapotea el Partido Popular desde hace años. ¿Por qué? Obviamente porque ve en el escándalo de proporciones bíblicas la cicuta definitiva, la forma más efectiva y letal de acabar con IDA.

La gran responsabilidad de Casado en la decadencia de la derecha española reside en que ha sido demasiado condescendiente con la corrupción. “Este PP ya no es el PP de antes”, insistía una y otra vez tratando de pasar página cuando lo lógico hubiese sido pasar la fumigadora, pedir perdón a los españoles y empezar de cero otra vez. Pero a Casado no le interesa limpiar el partido, ni aclarar el affaire del Mascarillagate, ni la transparencia, ni la regeneración ejemplar del proyecto. Todo eso le importa un bledo. Él solo ve la oportunidad que ni pintada de quitarse de encima a una mujer que en cualquier momento (con el apoyo de importantes voces ayusistas como Esperanza Aguirre o Cayetana Álvarez de Toledo) puede darle un golpe letal, levantarle la silla y autoproclamarse candidata al Gobierno de España en el próximo congreso regional o nacional. Por eso se tira a la piscina sin saber si hay agua, por eso aprieta el botón nuclear de la demolición del ayusismo (que es la demolición del partido entero) cuando él mismo sabe que el contrato de marras con el que el Hermanísimo de Ayuso sacaba tajada de las mascarillas en plena pandemia “puede que no sea ilegal”, solo poco ético o poco ejemplar.

Casado asume todos estos riesgos –incluso la posibilidad de que el PP salte por los aires– porque es consciente de que se está jugando el liderazgo del partido a la desesperada, a cara o cruz, a todo o nada. Solo le queda una baza para seguir al frente de la formación de la gaviota: aplastar a Ayuso, que se ha convertido en su principal obsesión. Más incluso que el propio Pedro Sánchez.  

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

4 Comentarios

  1. No olvidemos que Calamidad Ayuso era el perro Pecas de la otra charca de ranas, la Aguirre. Hizo el intento de morder el cuello del amo que la puso en el cortijo de la Puerta del Sol, y ahora comienza su expulsión de la caseta de guardiana. Bueno, parece que cuido bien su camada, hasta un cachorro que nadie conocía comió, de lo que se sabe del banquete cortijero, 300.000,.- €. ¡Guau, con la mordida!

  2. Excelente articulo
    esta mas claro que el agua.
    los lideres que elije bilderberg siempre le salen rana en España .
    Albert rivera no cumplio ordenes de aliarse con pedro sanchez(protegido de Soros).
    y casado es un imbecil que eligieron en bilderberg para la derecha en españa,
    es un ser tonto e imbecil y se le ve el plumero por todos lados ,incoherente ,paranoico,maniaco depresivo ,dice una cosa un dia y otra al siguiente,traicionero ,con titulos comprados
    Me acuerdo de lo contento que estaba cuando llego a bilderberg ,donde se
    noto lo imbecil que era, ya que llego de la mano de arrimadas juntitos ,en lugar de llegar cada uno por su lado, se noto que eran dos dos perros distintos con la misma correa , actua y luego piensa.
    la contraria era Soraya de santamaria se cargaba cargos de su partido a diestro y siniestro sin que se notara ,otra diablesa bilderberg peligrosisima
    que tomo el pelo a Rajoy y le llevo a robar un banco español para regalarlo al santander ,el Banco Popular

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
Advertisement
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

Las sillas que van rotando en las secretarias de Estado y su efecto en la ciudadanía- parte II

A veces se ven venir las cosas y no es necesariamente por tener el don de la clarividencia…simplemente estamos ya habituados a que los...

Excusas y navajas

En esta ocasión el médico investigador Boris Pérez llegaba tarde a una cita, y en el camino iba pensando en dos navajas. La primera...

Patti Smith, Scarpa, Olga Novo y mi primo favorito

El rey de los lunes -dos veces cada mes- es mi amigo Scarpa, Gonzalo Escarpa, quien por acto de magia los convierte en poesía....

Carta a Mr. Joe Metemierda Biden y allegadas

Odiado muñeco Mr. Mmda. Biden. Ya tras un primer estudio antropométrico de su remodelado semblante me sobraron segundos para asociar su ADN más a una...
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Banco Popular: el Santander podría provocar un cerco más estrecho contra Emilio Saracho y la JUR

El cerco sobre la responsabilidad de Emilio Saracho y de la Junta Única de Resolución se podría estrechar aún más por un movimiento de...

Banco Popular: las coacciones, amenazas y engaños que no quiere investigar la Audiencia Nacional

a frase de Saracho «o se declara la inviabilidad o ateneos a las consecuencias» resonó en varias ocasiones en las paredes de la Audiencia

Banco Popular: el acta de la inviabilidad infringió el Código del Registro Mercantil, pero la Audiencia Nacional no lo investigará

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ratificó la decisión del juez Calama de no investigar determinados hechos sucedidos en la reunión...

Más de la mitad de los padres han decidido no poner la pauta completa a sus hijos de la vacuna contra el Covid-19 en...

Los menores que han recibido la pauta completa de la vacuna contra el COVID-19 no llega al 50%.  Desde el Comité Asesor de Vacunas han...

Jeffrey Sachs responsable de la comisión COVID-19 en The Lancet: «Estoy bastante convencido de que el virus salió de un laboratorio de EEUU»

Jeffrey Sachs es profesor de Economía en la Universidad de Columbiaa, en EEUU, de reconocido prestigio a nivel internacional. Es director del Centro para...
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

Las sillas que van rotando en las secretarias de Estado y su efecto en la ciudadanía- parte II

A veces se ven venir las cosas y no es necesariamente por tener el don de la clarividencia…simplemente estamos ya habituados a que los...

Excusas y navajas

En esta ocasión el médico investigador Boris Pérez llegaba tarde a una cita, y en el camino iba pensando en dos navajas. La primera...

Patti Smith, Scarpa, Olga Novo y mi primo favorito

El rey de los lunes -dos veces cada mes- es mi amigo Scarpa, Gonzalo Escarpa, quien por acto de magia los convierte en poesía....

Carta a Mr. Joe Metemierda Biden y allegadas

Odiado muñeco Mr. Mmda. Biden. Ya tras un primer estudio antropométrico de su remodelado semblante me sobraron segundos para asociar su ADN más a una...