La borrasca ‘Bruno’ se agudiza este miércoles y mantiene en alerta a 50 provincias, en la mayoría de los casos los avisos son por viento fuerte, en otros, por riesgo de nevadas y en algunas provincias, por intenso oleaje. El cuadro del miércoles en cuanto al tiempo –que se corresponde con el normal en el invierno– se cierra con unas temperaturas bajas, con máximas que no alcanzarán los 10 grados en muchos puntos del centro y el norte del país.

Las comunidades más afectadas son Aragón, Cantabria, Cataluña, Navarra, Castilla y León y Asturias, que también tienen aviso naranja por fuertes nevadas, que pueden dejar una acumulación de entre 10 y 30 centímetros de espesor en 24 horas por encima de los 1.200 metros, aunque esa cota puede bajar hasta los 700-800 metros.

La borrasca profunda ‘Bruno’ llegó el martes a España y está dejando precipitaciones localmente persistentes y ocasionalmente tormentosas en el cantábrico oriental y Pirineos, así como intensas nevadas en zonas montañosas.

El viento será un factor adverso muy generalizado. Comenzará a arreciar por el noroeste peninsular la tarde del martes extendiéndose a gran parte de la Península durante la madrugada del miércoles a la parque comenzará a amainar por el noroeste.

Se espera que el viento de componente oeste alcance rachas muy fuertes en gran parte de la Península y en Baleares, pudiendo superar los 100-110 km/h en áreas del noroeste y norte peninsulares, 70-80 km/h en el resto de las zonas y en Baleares.

El temporal marítimo también será bastante generalizado; en las costas de Galicia y Cantábrico se esperan vientos del oeste y suroeste fuerza 7 a 8 y olas de mar combinada de 6 a 8 metros; en costas del Mediterráneo se prevé fuerza 7, ocasionalmente 8 en las costas de Baleares, Cataluña y sureste de Andalucía con olas de 3 a 4 metros.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × 3 =