Beatriz Talegón, en la tertulia de la Cuatro.

Beatriz Talegón, en la tertulia de Las Mañanas de Cuatro, ha defendido que estamos en una segunda transición con respecto al Estado y sus instituciones. Por eso, la joven editora general de Diario16 tiene claro que en el 2020 habrá un serio planteamiento del fin de la Monarquía. Según su criterio, “llegan los tiempos de la República”.

La tertulia ha tratado este tema después de que diferentes medios, tras destapar OKDiario presuntas escuchas de los servicios secretos al Rey Juan Carlos en los 90 como consecuencia de sus relaciones extramatrimoniales, analicen el por qué ahora salen estas grabaciones y qué es lo que se pretende con ello.

Para Talegón, son tiempos nuevos, que hacen falta nuevos políticos, periodistas e instituciones. Según explica, “una segunda transición que va a pasar con seguridad por un cambio político importante, pero la república ha de llegar legitimada por el pueblo y el estado democrático y de derecho”.

En este sentido, la editora general de Diario16 cree que lo que no puede ser legítimo es desarrollar una campaña contra la Monarquía poruque “amenacen al jefe del Estado” cono parece que hicieron con el Rey Juan Carlos cuando se realizaban estas grabaciones que podían tener intenciones de controlar a la Monarquía o incluso de destruirla.

En este sentido, la tertuliana de la Cuatro, recuerda el artículo de Diario16 de Germán Gorráiz http://diario16.com/hacia-la-iii-republica/, “y muchas de las cosas que nos decía Germán se están cumpliendo”.

El rey Juan Carlos fue espiado y grabado por agentes del CESID, el servicio secreto anterior al CNI. Según publica ‘OKDiario’, el rey emérito fue grabado durante una conversación con un amigo. Una charla sobre su situación sentimental y en la que confirmaría su relación con Marta Gayá y de la que Zarzuela llegó a tener una copia archivada.

Don Juan Carlos comenta por teléfono las fotos que habían publicado de él con una empresaria y su amigo le advierte de los rumores y el ‘boca a boca’ que está circulando sobre ese asunto. “Comprendo que soy un hombre público pero sé muy bien lo que debo hacer”.

El CESID siempre negó la existencia de esa cinta y de las grabaciones por lo que no pudo ser aportada en el proceso de las escuchas ilegales del CESID. Un escándalo que terminó con la dimisión del vicepresidente socialista Narcís Serra y el ministro de Defensa Julián García Vargas.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

2 + siete =