Más de 130.000 andaluces en las calles de varias capitales de la comunidad reivindicando este pasado 14 de enero una sanidad pública de calidad no podían estar equivocados. Y así ha sido. El Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía les ha dado completamente la razón tras aprobar en su sesión semanal de este martes el relevo tanto del viceconsejero de Salud, Martín Blanco, y al gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), José Manuel Aranda.

Los dos relevos se han producido de forma voluntaria, según informa el Gobierno de Susana Díaz, pero es incuestionable que la medida supone un triunfo moral directo de las decenas de miles de personas que se han manifestado contra el proceso de fusiones hospitalarias iniciado por la presidenta andaluza como medida para contrarrestar los recortes en la sanidad pública, que han diezmado considerablemente el servicio y la calidad asistencial de la sanidad pública en Andalucía.

Más de 130.000 andaluces se manifestaron el 14 de enero en cuatro capitales

Estos relevos eran solicitados insistentemente sobre todo por el líder de las protestas en Granada, el doctor Jesús Candel, alias Spiriman, verdadero alma máter de las protestas que se siguen repitiendo desde el pasado octubre en la ciudad andaluza reclamando la marcha atrás del proceso de fusión hospitalaria y la reinstauración de los dos hospitales completos con todos sus servicios como estaban antes de estas fusiones.

La Consejería de Salud admitió hace ya varias semanas que el proceso de fusiones quedaba paralizado e incluso que darían marcha atrás, algo que nunca se ejecutó a día de hoy según los manifestantes a favor de la sanidad pública andaluza.

José Manuel Aranda.
José Manuel Aranda.

Incluso desde la Consejería de Salud se intentó ‘puentear’ la mediación del mediático doctor Candel firmando un preacuerdo con varias organizaciones sindicales, algo que provocó la ira de las mareas blancas, derivando en la multitudinaria manifestación a nivel regional del pasado 14 de enero, con más de 130.000 personas en las calles de Sevilla, Huelva, Granada y Málaga.

La presidenta andaluza siempre ha visto desde un primer momento la mano del PP y de Podemos detrás de las protestas, algo negado en todo momento por los sanitarios. Ahora, el relevo de estos dos altos cargos viene a dar la razón por completo a los profesionales de un sector básico en Andalucía. Según el ejecutivo de Díaz, estos relevos pretenden favorecer la negociación con los sindicatos, solo un día después de que varios representantes se plantaran en la mesa de negociación en Granada ante las condiciones de la Junta.

A partir de ahora, Isabel Baena Parejo, directora general de Investigación y Gestión del Conocimiento en la Consejería de Salud, será la nueva viceconsejera y el actual director del Hospital Virgen Macarena de Sevilla, Mariano Marín, ocupará el cargo de gerente del SAS.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

3 Comentarios

  1. No se si tendra capacidad para ser ideologo de nada pero visto lo que pretendia darle la puntilla a la sanidad andaluza su cayafura moral ha quedado clara

  2. Dicen que la cara es el espejo del alma , nada mas hay que mirarse la a este fulano para ver reflejado algo no muy bonito29

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cuatro × cuatro =