Cuando comer es una pasión NO una obligación, cuando preparar comidas para nuestra familia-amigos se convierte en placer cotidiano, ¿qué más podemos esperar que una salud excelente y una forma sabia de compartir con los nuestros? Cuesta entender que para muchos preparar manjares sea una carga, que prefieren ir a comer cualquier bazofia no importa dónde. A mí también me apetece de vez en cuando salir al encuentro de nuevas comidas, nuevos platos pero, siempre con garantías de que los productos y su preparación son a la medida de nuestras necesidades entre las cuelas descubrir….

Ha llegado el calor y necesitamos reponer fuerzas para soportarlo. No sirven los platos de invierno, es preciso preparar cosas ligeras que no supongan larga digestión. Si además son apetitosas, mejor. Saben mucho los andaluces, de ahí que hoy presento mi Salmorejo. Considero una comida especial, originaria de zonas pobres, nutritiva, capaz de alimentar cuando el calor aprieta.

SALMOREJO

24 Tomates maduros de calidad. 1 Pimiento verde. 1 Pimiento rojo. 2 Cebollas tiernas. 2/3 rebanadas de pan tostado. Aceite-sal-vinagre y una cucharadita de pimentón. No le pongo ajo.

Aunque los andaluces lo “majan” a mano todo –así hacía yo hasta que descubrí que podía hacerse con la Thermomix-, batir a gusto todos los ingredientes, que naturalmente tienen una textura diferente según se preparen. Yo, lo paso por el colador chino.

Servir muy frio acompañado de lo que nos apetezca, pimiento-tomate-cebolla en vinagre la que tenemos del fondo de cocina, cortados a cuadritos. También se puede presentar con hebras de jamón, uvas, melón o cualquier fruta del tiempo. Es un plato muy completo que puede ser único ya que contiene ingredientes esenciales para una dieta completa.

RAPE ESTILO LANGOSTA

Un Rape. Sal-pimienta. Harina. Pimentón. Cabeza de ajos. Laurel.

Preparar el rape en dos lomos sin espina y atar como hacemos con la carne. Salpimentar. Untar con una mezcla de harina y pimienta roja.

Preparar en una cazuela con aceite. Añadir la cabeza de ajos y una hoja de laurel. Sofreír a fuego suave unos 15 minutos. Añadir los lomos de rape. Pasados diez minutos darles la vuelta. 10 minutos después sacar de la cazuela el rape y dejar enfriar. Quitar las ataduras y cortar en trozos finos.

Se puede acompañar con una ensalada verde, pimientos asados, aceitunas, espárragos naturales y mayonesa.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

6 + doce =