Los trabajadores de Seguridad Privada en España llevan varios años luchando por unas mejoras laborales, que parecen no llegar nunca, especialmente, en el caso de la empresa Seguridad Integral Canaria (SIC), -liderada por el empresario Miguel Ángel Ramírez-, bajo la problemática del incumplimiento continuado del abono de los sueldos a los vigilantes en tiempo y forma. Por el estancamiento en la negociación del Convenio Estatal del Sector de Vigilancia y Seguridad, se han sumado a la protesta convocada en todo el Estado este próximo 24 de octubre, los vigilantes auspiciados por los sindicatos FTSP-USO – Canarias, FeSMC UGT, CCOO Construcción y Servicios, Intersindical Canaria. Desde Canarias, los trabajadores de Seguridad Integral Canaria, Sinergias de Vigilancia y Seguridad y Marsegur acudirán a la huelga el día 24 desde las 00:00 h a las 24:00 h por el cumplimiento del Convenio Estatal y por el pago puntual de sus salarios mensuales, además de manifestarse en varias sedes institucionales.

Miguel Ángel Ramírez, empresario de Seguridad Integral Canaria.

El Secretario General de la FTSP-USO en Canarias, Juan Díaz, -en declaraciones en “La ventana indiscreta” en Radio Las Palmas-, destacó el dolor y perjuicio para los vigilantes que no cobran su sueldo en el tiempo estipulado con el convenio con Seguridad Integral Canaria (SIC), las complicaciones cada mes que sufren estos trabajadores y sus familias para afrontar sus hipotecas y alquileres de viviendas, alimentación y educación de sus hijos, y subrayó “basta ya de precariedad laboral”, señalando a SIC como “una empresa pirata”, sobre las que pesan varios procesos judiciales.

Juan Díaz explicó que “el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo (CC), aún no se ha reunido con los vigilantes ni sindicatos, ni nos escucha, a pesar de que hemos acudido hasta la puerta del Parlamento, y recogido miles de firmas de apoyo”. “Es lamentable que sean las propias instituciones públicas las que sigan manteniendo los servicios de SIC, que incumple el convenio, en lugar de apostar por empresas que tratan con más dignidad a los vigilantes”. El Gobierno de Canarias en enero de 2017 adjudicó la seguridad de algunos edificios administrativos a Sinergias de Vigilancia y Seguridad por 2.750.911 euros, -con sentencias judiciales en contra-, mientras que a CLECE, -que sí cumple-, le adjudicaba una contratación por 785.974 euros.

Igualmente, el secretario canario de FTSP-USO aclaró que los otros partidos políticos Podemos, PSOE, NC, ASG se reúnen y escuchan su situación, mientras que “el PP nos recibió en la anterior legislatura, pero al indicarnos el actual presidente regional de los populares, Asier Antona, que solo tenía dos minutos para escucharnos, nos levantamos de la mesa haciéndole la observación de la seriedad que requieren este tipo de reuniones, y por ello, nos retiramos”. “El PP en las Islas, ni nos ha convocado, ni nos contacta para interesarse por el estado de los vigilantes”, matizó Díaz.

Desde el sindicato FTSP-USO explican que aunque el empresario Miguel Ángel Ramírez, -de Seguridad Integral Canaria-, ha manifestado que se retira del negocio de la seguridad privada, “la compañía cederá o venderá sus servicios a otras empresas que, en teoría, subrogarán a la plantilla actual, pero actualmente, tiene contratos tanto públicos como privados en toda España”. En este sentido, según consta en consultas realizadas al Ministerio de Industria, Ramírez usa un logo determinado, -consistente en un círculo-espiral-, para el Grupo Ralons desde 2007, y posteriormente se repite este logo idéntico en la empresa Marsegur con la misma imagen desde 2013, lo que podría suponer una relación o vínculo entre empresas, según explica el sindicato.

Así mismo, existen más relaciones de Miguel Ángel Ramírez con la seguridad privada ya que solicitó el 28/11/2016 la marca Seguridad TDMS”, el 3/7/2014 las marcas “Marsevi” y “Sinergias de Vigilancia y Seguridad”, lo que hace sospechar al sindicato que “la retirada de Ramírez del ámbito de la seguridad privada pudiera ser no es tan real como parece, pero podría conllevar prestar servicios con otras empresas pagando salarios aún más bajos a los vigilantes”.

Varapalo judicial para Sinergias de Vigilancia y Seguridad

Además, esta presión de los trabajadores y sindicatos se ha visto recompensada en el juzgado, al recibir el varapalo judicial la empresa Sinergias de Vigilancia y Seguridad (SVS), ya que el Tribunal Superior de Justicia de Canarias ha anulado el convenio en el Archipiélago que tenía empresa con vigencia desde septiembre de 2015.

Según esta sentencia del TSJC, -cabe recurso de casación ordinario-, el alto tribunal ha estimado íntegramente la demanda interpuesta contra Sinergias de Vigilancia y Seguridad, declarando la inaplicabilidad integra del convenio colectivo y que fue promovida por la Dirección General de Trabajo del Gobierno de Canarias.

El sindicato FTSP- USO Canarias, mantuvo varias reuniones en la Dirección General de Trabajo del Gobierno de Canarias, “donde mostraron su preocupación y agradecieron que les hiciéramos partícipe de nuestra lucha diaria en la contratación socialmente responsable,  y en la lucha en contra de las “empresas pirata” del sector con la aplicación de sus convenios de empresa y  que tanto daño están haciendo al Sector y a los trabajadores.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − quince =