La temperatura en Lesbos en este mismo momento es de 4ºC; en Belgrado, de 4 bajo cero. La ola de frío que asola Europa está castigando los refugiados, especialmente a los que están atrapados en las islas griegas, a los que viven en tiendas de campaña en campos hacinados y a los que buscan refugio en edificios abandonados en Belgrado o tratan de cruzar las fronteras de los Balcanes.

Las personas refugiadas que han alcanzado Europa llevan meses atrapadas en el limbo. Su día a día se ha convertido en una supervivencia no solo física, debido a las deficiencias del sistema de acogida, sino también psicológica, en la que cada día tienen que enfrentarse a un futuro más que incierto. Muchos están a la espera de las resoluciones de sus solicitudes de asilo, otros intentan llevarlas a cabo.

Mientras tanto, la Unión Europea los ha abandonado a su suerte, y la ola de frio que se está dando en este momento no hace sino agravar esa situación de vulnerabilidad, producto del abandono en el que se encuentran. “El invierno es un fenómeno natural que no podemos controlar, pero el verdadero problema es la falta de voluntad política para atender las necesidades de protección y seguridad a las que como refugiados deberían de tener derecho”, afirma Carlos Ugarte, Responsable de Relaciones Externas de Médicos Sin Fronteras.

El día adía de las personas refugiadas se ha convertido en una supervivencia no solo física, sino también psicológica

En estas fechas las temperaturas en Belgrado han llegado a alcanzar los 18 grados bajo cero. Según Ugarte: “Alrededor de 2.000 personas han hecho de los almacenes abandonados de la ciudad su asentamiento, un techo que les resguarde del frío, ya que no pueden estar en los campos de refugiados oficiales por falta de espacio”. Médicos Sin Fronteras y otras organizaciones intentan paliar su difícil situación, pero esta se ve “agravada por el hecho de que, las autoridades serbias en los últimos meses están poniendo trabas a la distribución de ayuda humanitaria”, manifiesta el responsable de MSF.

 

La situación de la infancia

En este invierno los niños son los otros grandes afectados. Miles de ellos se encuentran atrapados en refugios no acondicionados para afrontar estas inclemencias meteorológicas. UNICEF estima que en Grecia y los Balcanes unos 23.700 niños refugiados y migrantes siguen atrapados, la mayoría procedentes de Siria, Irak y Afganistán. Entre ellos hay bebés y recién nacidos y muchos están alojados en refugios no acondicionados para el invierno, pese a las temperaturas bajo cero de estos días.

Unos 23.700 niños siguen atrapados en Grecia y los Balcanes

La ONG también pone de manifiesto la necesidad de garantizar que los niños permanezcan en lugares seguros y calientes. Es por ello que la organización reitera que el cierre de las fronteras expone a los niños atrapados a más riesgos, y pide el traslado de los refugiados que permanecen en las islas griegas, donde la situación es especialmente preocupante porque los campos están masificados y no acondicionados para afrontar este clima adverso. “Sin un refugio adecuado y sin ropa de abrigo, los niños pequeños están en peligro real debido al clima extremo”, asegura Basil Rodrigues, asesor regional de salud de UNICEF para Europa Central y del Este.

En Belgrado, casi la mitad de los pacientes de MSF son menores de edad, muchos de ellos no reconocidos como tales. En los barcos de búsqueda y rescate que la ONG tiene en el Mediterráneo “también se atienden numerosos casos de menores que viajan solos en los botes hacia Europa” declara el responsable de Médicos Sin Fronteras. Hay que destacar que alrededor del 16% de quienes han llegado a Italia en 2016 eran menores y el 88% de ellos no iban acompañados de un familiar.

 

La respuesta de los gobiernos

Las políticas de la Unión Europea a esta crisis de refugiados se basan en el cierre de fronteras, la disuasión y el rechazo con el objetivo de que las personas, tengan o no derecho a protección internacional, no vengan. Por tanto y en aplicación de esa lógica, ética, moral y legalmente rechazable no extraña esa falta de reacción.

Carlos Ugarte ratifica que los países miembros de la UE están incumpliendo con las obligaciones derivadas de los acuerdos internacionales que todos ellos tienen suscritos en materia de asilo y refugio. Por otra parte, Lucio Melandri, jefe de Emergencias de UNICEF afirma que los sistemas actuales no están protegiendo a los niños, “se encuentran solos en un ambiente totalmente desconocido. Precisamente porque están en movimiento, es necesaria una respuesta europea coordinada para mantenerlos a salvo”.

 

Bombardeados

La solución a la crisis de los refugiados sería que se detuviesen los conflictos en sus países y que se respetasen las reglas de la guerra. “El modo en que los conflictos están sucediendo en la actualidad es totalmente distinto al de hace unos años. Ahora, instalaciones civiles de todo tipo como hospitales, escuelas, mercados e incluso campos de desplazados son bombardeados de forma continua, por lo que las personas no tienen manera de sobrevivir al conflicto”, expresa Ugarte.

hospitales, escuelas, mercados e incluso campos de desplazados son bombardeados

La alternativa que encuentran los refugiados es huir hacia los países vecinos y en mucha menor medida hacia Europa poniendo, una vez más, su vida en peligro. “En el camino sufren torturas, extorsión o persecución. Se arriesgan, porque no les queda otra salida, lanzándose en botes hacinados por los que han tenido que pagar miles de euros, aun sabiendo que en el tránsito pueden morir” dice el responsable de MSF.

En 2016 murieron ahogados en el Mediterráneo más de 5.000 hombres, mujeres y niños

Teniendo en cuenta que solo en 2016 murieron ahogados en el Mediterráneo más de 5.000 hombres, mujeres y niños, los líderes europeos deben comprometerse con esta crisis humanitaria que nos afecta directamente. “Crear vías legales y seguras y, una vez en Europa, darles unas condiciones de vida dignas sería una de las primeras medidas a tomar, la ciudadanía está dispuesta a acoger, solo falta voluntad política de quienes nos gobiernan”, exclama Carlos Ugarte.

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Nueve + 19 =