Que sí, que puede que eso del Brunch tuviera su racha hace un añito y que ya no esté de moda, que ahora lo que está de moda son los Escape Rooms, pero como esta sección es mía, y a nadie le disgusta ponerse como el Kiko a una hora indeterminada entre el desayuno y la comida, llamémoslo brunch, llamémoslo gordeo resaquil, pues aquí llego yo con los 13 brunchs más apetitosos y originales de la capital.

Vamos a lo básico. Hablamos del típico sitio para un brunch, el mítico, aquel en el que todos hemos tomado un café, El Carmencita. Pues nada aquí encontrarás un brunch por 14.50€ o 20€, según lo fanegas que te sientas ese día en concreto. 20 versiones de huevos benedictinos y un montón de platos con un precio estupendo de la muerte. Café, té o mimosa, plato principal y ale, rodando a casa. ¿En serio hace falta que diga dónde está? Venga vale, pues está en la Calle San Vicente Ferrer 51, metro Noviciado.

Un aviso os hago antes de entrar por la puerta de Crustó. Se os va a ir de las manos, casi seguro. Esta cafetería/panadería de Argüelles es famosa por su repostería, su pan, y sus escaparates que te hacen parar en frente como el niño gordo de Charlie y la Fábrica de Chocolate. Tienen 4 brunchs distintos: reconfortante (el del fanegas, vaya), energy (el del gymaholic), light (el del que cuenta las kcal) y antioxidante (el de la influencer). ¿Cuál va más contigo? Cesta de bollería y pan, bebida caliente y fría, huevos, tablas de quesos, tablas de embutidos, ensaladas… Muerte por brunch. Abren los fines de semana y festivos de 11 a 15h y su precio medio está en torno a los 15/18€. Calle Gaztambide 3, en pleno Argüelles.

Puedes elegir todo lo que quieras de su carta (que es eco friendly) para formar tu propio brunch, vamos, que así nadie se quedará sin hambre: hamburguesas, comida vegana, french toasts, huevos benedictinos, batidos, zumos, cafés, tés… si eres de los que se pone fino, igual cuando vuelvas a casa no entras por la puerta. El precio medio pues depende de todo lo que elijas, aunque suele oscilar (en estómagos normales tirando a comilones) los 15/20€ por persona. Lo encontrarás en Noviciado, en la Plaza de las Comendadoras 9.

Este es el brunch hipster por excelencia. El eco brunch de Pum Pum Café es una locura, partiendo de la base de que sus dueños adaptan recetas nórdicas europeas y trabajan con una de las panaderías más famosas de Madrid (Madre Hizo Pan), pues te puedes imaginar el resto… Brunchs ecológicos y vegetarianos compuestos de brownies, cookies, alfajores, pastel de limón, tartas de zanahoria, frambuesa, manzana, plátano, coco… ¿Algún sabor más? Suelen tener unos 12 tipos de tartas al día. Se jactan de servir los mejores huevos Benedictinos con aguacate de Madrid. Tendrás que comprobarlo, ¿no? Ah, se me olvidaba, precio medio de 15/20€ por persona y está en Lavapiés, en la Calle Tribulete número 6.

Con un precio medio de 15€ por persona, situado en Príncipe de Vergara 73 y con un café de los que te abrirá los ojos durante 12 horas (mínimo), Bendita Locura espera a los bruncheros resacosos, pero más aún a los amantes del café. En serio, si te gusta el café, tienes que probarlo. Tienen dos tipos de brunch, el corto y el largo. El brunch corto se compone de y ogur, bollería, plato principal salado más café y zumo o un smoothie. El brunch largo es todo lo que ya viene en el corto más otro plato principal, pero en vez de salado, dulce. Vais a salir rodando, ya os lo digo.

En La Jefa tienes opción a comerte un brunch clásico formado por huevos benedictinos, café y zumo, o puedes tirar a la parte exótica y decantarte por sus arepas de cochinita pibil, arroz, hamburguesa Tajín o cachapa de maíz dulce. Un punto que mola (si algo puede molar más que un brunch caribeño) es que tienen panes de masa madre. El brunch cuesta 19.50€ y lo encontrarás en la zona del Retiro, en la Calle Recoletos número 4.

Seguro que has visto un montón de amigos desayunando en Dray Martina en Instagram. Que sí hombre que sí, banquitos de mimbre blanco, lámparas chic… Es la cafetería perfecta para instagramers, influencers, monguers… No, es broma, pero sí que es un lugar bonito y cuki donde poder comer un brunch personalizable con platos tan curiosos como el ragout de setas. Se me cae la baba pensando en molletes, crêpes… Igual hasta le doy una oportunidad a sus huevos benedictinos en versión arepa. Media de precio, unos veinte euros, ¿Lugar? Alonso Martínez, concretamente en Calle Argensola nº 7.

En Pipa&Co encontrarás desde magdalenas (sí, no digo muffins porque odio esa palabra, y porque son magdalenas, gordas, pero magdalenas) hasta tarta de chocolate, pasando por los huevos benedictinos de las narices (es que encima no me gustan). Es de los que cuesta en torno a 25€ y lo encontrarás en Paseo de la Habana nº 125.

A ver, que no te estoy diciendo que te pimples una cerveza artesanal a las 11 de la mañana, pero oye, que es que se caracterizan por eso, pos su cerveza artesanal (ojo) con helado. El caso es que tienen el típico brunch americano de huevos rancheros con bacon, bagels… esas cositas que apenas engordan pero que nos gustan tanto tantísimo que ya nos ocuparemos de las kcal luego, más tarde, mañana, el lunes en el gimnasio ya si eso. Abren los findes de 11 a 17h y es de los más baratos, por 14€ tienes un brunch decente en Argüelles, casi Moncloa, en la Calle Fernando el Católico nº 50.

Todo lo que hay aquí (bueno, casi todo), es artesanal y delicioso. Brunch franceses compuestos de tartaletas, crêpes, huevos benedictinos, brioches, pancakes (tortitas de toda la vida vaya) y una coctelería que oye, nunca se sabe si desde que amanece apetece… un cocktail energético. Entre 15/22€, abierto sábados y domingos de 11 a 16h, en la calle Castelló 12, zona Velázquez.

No solo tienen brunchs de queso, pero creo que el nombre lo dice todo: tomate en almíbar oriental con romesco, obleas de queso pasiego, pizzas de manchego, streusel de gouda, tortilla de patata trufada con queso brie… ¿Se te ha hecho la boca agua ya? Coge 17€ y corre (vuela) a la Calle de José Abascal 61. ¡A ratonear!

Porque el Cripeka, en la Calle Santa Teresa número dos, abre todos los días señores y señoras. Tienen un precio muy económico de brunch pequeño a 10€, pero aquí hemos venido a jugar, así que ahorra un poquito y pilla el grande por 16€. El pequeño se llama Saturno y es un desayuno completo tipical, y el otro pues…es descomunal. Incluye café o té, zumo de naranja, cruasán, yogur con toppings, variedades de pan con mantequilla, tomate, mermelada y esas cositas, waffle con fresa y nata o huevos escalfados con pesto, jamón y aguacate. Muerte por gordismo.

En esta cafetería de Antón Martín (C/ Santa María 39) te dejarás un poquito más de money (25€ para ser exactos si pides el brunch completo) pero merece la pena, te pondrás fino filipino. Su brunch internacional se compone de 5 pasos en cada uno de los cuales has de elegir un plato de entre los más típicos (si me dieran cinco euros en este artículo por cada vez que he escrito huevos benedictinos) hasta algunas cositas diferentes y más especiales, como sus bocadillos internacionales, que están para chuparse los dedos. Pagarás en función de los pasos que completes y te comas, los 5, como decíamos, cuestan 25€. Pero que somos… ¿Leones o huevones?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

10 − cuatro =