La Fundación Jiménez Díaz es el mejor hospital de España, según la tercera edición del Índice de Excelencia Hospitalaria 2017. Este centro está gestionado por la empresa Capio, como primera experiencia de Esperanza Aguirre para privatizar al resto de hospitales públicos madrileños.

La intención de privatizar los nuevos hospitales en construcción, por la entonces presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, dio como resultado el nacimiento de la Marea Blanca, que consiguió paralizar el plan del PP de desmantelar la sanidad pública madrileña.

Entre los mejores hospitales de España se encuentra una gran mayoría de centros públicos, lo que demuestra el buen funcionamiento de la sanidad pública en España, dentro de la tercera edición del Índice de Excelencia Hospitalaria, IEH 2017, presentado ayer por el Instituto Coordenadas de Gobernanza y Economía Aplicada.

Este índice, sigue apostando por la sostenibilidad de un sistema de salud público, gratuita y de calidad, y está elaborado mediante encuestas a 1.750 profesionales de la salud en toda España, mide la excelencia en base a los resultados y percepciones de los profesionales que trabajan en los centros o en su entorno. Los resultados trascienden el número total de servicios ofrecidos en los centros para centrarse en la calidad y valoración de los mismos.

Jesús Sánchez Lambás, vicepresidente ejecutivo del Instituto Coordenadas y director del proyecto IEH 2017 ha afirmado en la presentación del informe que “a pesar de que la sanidad en España, uno de los pilares básicos de nuestro estado del bienestar, se enfrenta a una situación compleja, en la que la solvencia y sostenibilidad del sistema no están garantizadas, nuestros hospitales y nuestros profesionales se sitúan, año tras año, entre los mejores del mundo. Por ello, desde el Instituto Coordenadas queremos reconocer, un año más a través del IEH, la excelencia, la innovación y el bienestar social desde la rigurosidad y la calidad en el análisis”

La excelencia hospitalaria repercute en el bienestar final del paciente y, en pos de esa excelencia, tanto la calidad del servicio como la capacidad innovadora deben ser elementos claves a la hora de guiar las actuaciones de los hospitales de nuestro país”, explica Lambás.

De acuerdo con la opinión de la gran muestra de profesionales consultados, la Fundación Jiménez Díaz (Madrid) lidera por tercer año consecutivo el IEH, mientras que el Hospital Clinic de Barcelona y La Paz se mantienen, respectivamente, en la segunda y tercera posición del ranking.

Entre las novedades del IEH 2017 destacan el ascenso del Hospital Quirónsalud Madrid a la cuarta posición del ranking (el pasado año ocupaba la séptima) y los del Hospital Gregorio Marañón y el Hospital Vall d’Hebrón, empatados en el quinto puesto, y que suben desde la décima y la octava posición en 2016 respectivamente.

Además, este año entra en el top ten por primera vez el Hospital Universitari i Politècnic la Fe de Valencia, colocándose en el noveno puesto, un centro que revertirá a la sanidad pública valenciana.

El estudio de Excelencia Hospitalaria 2017 del Instituto Coordenadas de Gobernanza y Economía Aplicada del Instituto Coordenadas entiende la excelencia hospitalaria como la suma de calidad asistencial, servicio hospitalario, bienestar y satisfacción del paciente, capacidad innovadora, atención personalizada y eficiencia de recursos; apostando por la sostenibilidad de un sistema de salud público, gratuito y de calidad.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecisiete + 2 =