Aunque el juego, tanto en casas físicas como online, es legal y está regulado en gran parte del mundo, sigue habiendo países donde está totalmente prohibido por ley. Uno de estos países es Vietnam, donde hace poco se produjo una importante operación policial, según informa Springbme.com.

De acuerdo con el informe, el pasado 7 de julio la policía vietnamita realizó una operación simultánea en las ciudades de Hanói y Ho Chi Minh y en la provincia sureña de Dong Nai con la intención de desarticular a una red ilegal de apuestas, que se cerró con la detención de múltiples personas y con la incautación de importante material, como documentos, coches y casi medio millón de dólares en efectivo (predominantemente en dongs vietnamitas).

La red operaba un sitio web de apuestas ilegal destinado específicamente a la población vietnamita, si bien los servidores se encontraban en Filipinas. Debido a que el juego es ilegal en Vietnam, los miembros de la red se exponen a multas importantes o incluso a penas de cárcel.

Sin embargo, este no es un incidente aislado. Hace poco, el gobierno vietnamita ya desarticuló una red de apuestas dedicada a la Copa Mundial de la FIFA. Según los informes, la banda había gestionado casi 100.000 millones de dongs (unos 4,4 millones de dólares) en apuestas desde el inicio de la competición. Esto demuestra que los operadores de juego ilegales no lo tienen fácil en Vietnam.

El juego en Vietnam

Como ya hemos dicho, la mayoría de formas de juego están prohibidas en Vietnam, tanto para los operadores como para los propios jugadores. Los ciudadanos vietnamitas pueden apostar legalmente en ciertos mercados, pero estos se limitan a la lotería y a las carreras de caballos y galgos.

Aunque hay varios casinos físicos en diferentes lugares de Vietnam, el acceso a los mismos se restringe a visitantes de otros países. Los ciudadanos vietnamitas no pueden jugar en ellos.

Así pues, los vietnamitas no pueden jugar de forma legal a juegos de casino como las tragaperras, la ruleta, el blackjack y demás. Existe un mercado ilegal importante, con operadores que gestionan tanto casas de apuestas físicas como online, exactamente iguales a las desarticuladas en la redada del 7 de julio.

Los operadores de sitios web de juego online o de casas de apuestas/casinos clandestinos se enfrentan a importantes multas y a penas de cárcel. Los ciudadanos vietnamitas que participen en actividades ilegales relacionadas con el juego también podrían acabar entre rejas.

A pesar de ello, una gran parte de la población juega en línea. Los hay que prefieren usar casinos online locales que operan de forma ilegal, mientras que otros prefieren hacerlo en casinos de fuera del país, fuera del alcance de las autoridades vietnamitas. Aunque ninguna de las dos opciones es legal, los casinos locales que actúan fuera de la ley no están regulados de ninguna manera y, como hemos leído en el artículo, pueden ser desmantelados por la policía vietnamita. Los casinos de fuera operan en mercados regulados y son una opción más segura para los vietnamitas, siempre y cuando acepten a jugadores de este país asiático.

Se avecinan cambios en Vietnam

A pesar de que el juego es ilegal en Vietnam, la situación puede cambiar muy pronto. El gobierno vietnamita quiere permitir el juego a sus ciudadanos en casinos físicos. No todo el mundo podrá jugar y solo podrá hacerse en determinados casinos, pero la noticia es positiva para el futuro del juego en Vietnam.

En la actualidad, los ciudadanos vietnamitas pueden jugar en dos casinos físicos, pero ninguno de ellos se ha construido todavía. Aún deben pasar unos años hasta que estos casinos estén completamente operativos. Además, solo podrán jugar las personas con unos ingresos mensuales superiores a 10 millones de dongs (alrededor de 437 dólares), y la entrada al casino costará 1 millón de dongs (unos 44 dólares).

Todo parece indicar que el gobierno vietnamita quiere convertir el juego en una actividad de lujo únicamente abierta a personas con gran poder adquisitivo. Se trata de una solución inteligente en un país donde la mayoría de la población vive sumida en la pobreza, si bien la situación ha mejorado mucho en las últimas décadas.

En cuanto al juego online, parece que los ciudadanos vietnamitas seguirán sin opciones legales, ya que la policía persigue a las redes de apuestas locales, y las casas de juego extranjeras no son del todo legales para los ciudadanos vietnamitas. Sin embargo, el hecho de que se hayan dado los primeros pasos hacia el juego legal en el país abre la puerta a un futuro mejor para el sector.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

19 − 10 =