Después de dos días intensos, de larguísimos discursos y elucubraciones periodísticas, la realidad se puso sobre la mesa: 170 votos en contra, 82 a favor, 97 abstenciones. Este fue el resultado de la moción de censura planteada y defendida por Podemos.

Es evidente que el objetivo no era tumbar al actual Gobierno, pues los números no daban desde el inicio, menos cuando se presenta una moción sin previo diálogo y acuerdos con las fuerzas que están llamadas a sostenerla. Y es que ganarla no era lo relevante para sus impulsores.

En este sentido, esta semana hemos asistido a un buen ejercicio democrático derivado de la legitimidad que emana de nuestras instituciones y nuestro sistema parlamentario. Ha sido así más allá del posicionamiento ideológico de cada cual. En un país sumido en el esperpento político, con noticias diarias más parecidas a las de una república bananera que a las de una democracia ya no tan púber, esta ficción constitucional ha servido para celebrar un pre debate de la Nación donde Gobierno y oposición han retratado sus posiciones. Podemos se ha consolidado como fuerza sólida de oposición, con un discurso muy duro y combativo, enfocado al ciudadano de a pie que tan bien han sabido captar las formaciones políticas más recientes. Enfrente, un Gobierno faltón y poco convincente a la hora de defenderse de los escandalosos casos de corrupción, insostenibles para la estabilidad y legitimidad del sistema. Podemos ha jugado una estrategia inteligente para ponerse en valor a sí mismo al situar en el ojo del huracán al Ejecutivo de Rajoy. Además, ha forzado al PSOE a empezar a demostrar que nos encontramos ante un partido alejado de las posiciones del aparato neoliberal, más creíble en sus guiños hacia la izquierda. Asimismo, se ha constatado la animadversión entre los líderes de Podemos y Ciudadanos, Iglesias y Rivera quienes, en una pasarela de egos, se han dedicado lindezas mutuas y evidenciado una vez más su distanciamiento ideológico y vetos netos de partida.

Para la que aquí firma, la confrontación de modelos, la denuncia de las podredumbres del sistema y el esfuerzo de los distintos oradores por manifestar argumentos políticos ha sido un balón de oxígeno para un sistema deslegitimado y exhausto. He visto esperanza y escuchado un discurso con un fondo común en toda la izquierda,  frente a una derecha arrogante y a la defensiva.

Ahora bien, vayamos a los otros resultados, a los de los números con los que he empezado este artículo y que también dibujan una realidad: una moción de censura que, como tal, ha sido fallida. Porque la pluralidad se gestiona con negociación, no con golpes de efecto. El cambio no va a venir de actuaciones que sigan persiguiendo el objetivo de anular o superar a quienes ahora no han de ser por la urgencia del momento (y por el mandato de las urnas) aliados. Todas “sus majestades”, prepotentes y poseedoras de la verdad, habrán de dejarse las plumas para construir una alternativa conjunta, la única posible hoy.

Si ya no hay monolitismos ni mayorías absolutas como en los años ochenta, la asignatura pendiente es poner en práctica esta nueva realidad: la unidad programática en cuestiones muy básicas respecto al modelo social e institucional; la priorización de la regeneración para el avance democrático.

En lo que respecta a una izquierda que se autodenomina alternativa, además de parecerlo, hay que serlo. ¿Podrá superar Podemos ese discurso de la indignación (el que realizó Irene Montero, por encima del líder) para pasar a un discurso de gobierno en el que necesariamente ha de encontrarse con el PSOE? ¿Podrá el PSOE superar el orgullo histórico que le hace situarse por encima, demostrar que su nueva Ejecutiva mirará más a la izquierda y ponerse a favor de obra? 

Rajoy y el PP lo siguen teniendo claro: 170 votos afianzan su posición. La derecha nunca afloja y la moción de censura también ha venido a recordarlo (una vez más, por si no hubiesen sido suficientes hasta ahora).

Por ello, señores y señoras de Podemos y PSOE, este país necesita desbancar al Partido Popular y a sus satélites del poder. Objetivo solo alcanzable con la credibilidad ciudadana, que va mucho más allá de los éxitos en la oratoria, de los golpes de efecto y, por supuesto, de las continuas muestras de división entre las fuerzas de centro izquierda e izquierda. El cambio solo llegará si son capaces de transmitir que, al margen de la indignación, son partidos solventes, que saben y están dispuestos a gobernar compartiendo un proyecto mínimo de país. Quedamos a la espera de ello con la esperanza, por y a pesar de sus manifestaciones recientes, de que el acuerdo se produzca más pronto que tarde.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorMi adorada Shangay
Artículo siguiente(87-76) El Valencia gana con justicia su primera Liga ante un Madrid desaparecido en este playoff
De familia amante del debate y de gran diversidad ideológica, mi infancia transcurrió entre el parque de la Fuente del Berro y largos veranos en la Rioja. Llegué a este mundo en plena Transición Española. Eso marca. Desde que tengo memoria, he devorado libros y muy pronto me inquietó la política, en parte por la influencia familiar, pero también por haber estudiado en el Instituto Ramiro de Maeztu, en aquella época un lugar de gran estímulo intelectual. A los 17 años me afilié al PCE y empecé a colaborar en el ámbito asociativo. Durante mi etapa universitaria, alterné el empeño por mantener un buen expediente con el de ganarme laboralmente la vida. A la par, siempre a la búsqueda de espacios de debate político enriquecedor. Soy licenciada en Ciencias Políticas y de la Administración (UCM) y en Derecho (UEM). Doctoranda en Economía Aplicada. Salté a la política más activa en 2003, y hasta el 2014 tuve el privilegio de hacer real la gobernabilidad desde la izquierda y formar parte de la transformación de una ciudad, Rivas Vaciamadrid. Actualmente, desde el ámbito privado y profesional sigo persiguiendo el sueño de que otro mundo es posible, también desde mi militancia en Izquierda Abierta.

9 Comentarios

  1. Pablo Iglesias es la única dificultad para poder sacar al PP del Gobierno.
    Mientras este “escorpión” este dirigiendo Podemos será absolutamente imposible llegar a ningún tipo de acuerdo con nadie para consensuar nada.
    ¿Te sabes el chiste del escorpión y la rana? Pues eso.
    Es imposible acordar nada con este impresentable porque está en su naturaleza atacar, insultar y ofender a todos y a cada uno de los posibles socios.
    Únicamente se lleva bien con Rajoy. Sabe que su electorado no es el suyo y están los dos encantados en mantener el status. Cada uno asusta a su electorado con el otro, los mantiene n cohesionados y cumplen una función de vasos comunicantes que se retroalimentan
    Podemos se puede ir planteando poner a algún otro, porque con este elemento es imposible llegar a ningún tipo de acuerdo.
    Colau, Carmena, Domenech, Errejon, Oltra, etc. etc. etc. cualquiera de ellos harían posible el entendimiento. Este soberbio y chulo “escorpión” lo hace imposible.
    Cuanto antes se quite de encima Podemos a ese iluminado, con delirios de grandeza, mejor para la izquierda.

    • De hecho, estoy convencido que si Pablo Iglesias se hubiera comprometido ante todos los diputados del Congreso, y especialmente los 97 que se abstuvieron, a dimitir y regresar a la Facultad después de la votación, hoy Mariano Rajoy no sería presidente del Gobierno, muchos del PP estarían rompiendo el carnet y muchos otros llamando a las puertas de la fiscalía para colaborar con la Justicia. Pregunto a David: ¿pero no se trataba de sacar al PP del Gobierno? El problema es que los de Podemos no se dan cuenta que, confirmado el error de cálculo malintencionado de Iglesias el 4 de marzo de 2016 y, sobre todo, tras la victoria de Sánchez en las Primarias, ya ni pidiendo perdón por aquello tienen tiempo de enderezar la curva demoscópica que anuncia su desastre. Es una verdadera pena, pero las cosas son como son. Podemos, al apostar por Iglesias, limitó su vida política a una removida fuerte en las instituciones y en otros partidos, pero sin expectativas de futuro. Esto es una democracia, mandan las urnas, y el que compra un tocomocho electoral como le pasó a Pablo hace 15 meses se arruina para siempre, porque se tiene que inventar mil cuentos para no confesar que el desastre fue resultado de su ciega ambición, incluso a costa de engañar al que consideraba débil en ese momento.

      • un gobierno con ciudadanos+psoe, no sería como el último del psoe q nació el 15m y podemos, q va… añadiéndole a la ecuación un poco de ciudadanos, seguro q iba a ser un gobierno de izquierdas, y mucho mejor k el de zapatero, donde va a parar…

        si hubiera hoy un gobierno ciudadanos+psoe íbamos a estar exactamente en la misma situación

        y te recuerdo q quién dijo NO al pacto fueron los votantes de podemos…

        ciega ambición xk? x querer q no se rían de tí y de tus votantes? un pacto con ciudadanos es reírse de los votantes del psoe y de podemos

        ciega ambición xk? x tener prácticamente los mismos resultados podemos q psoe y exigir dignidad, y exigir un pacto de igual a igual

        podemos no ha nacido para q el psoe con ayuda de ciudadanos se caguen en ellos

      • Llevas más razòn que un santo,Domingo sanz,pero solo en lo primero que dices.
        Si entrara sanchez de presidente, a los señoritos del gran capital y sus mascotas ladradoras le darian igual, porque saben que sus planes seguirian para adelante sin el màs minimo problema.Pero si Pablo fuera presidente todo cambiaria.
        No creas que han fallado presentando la mociòn de censura,179 a 170.
        Cada vez las mentiras que repetìs como si fuera un mantra se caen de una en una.
        No solo el PSOE ha puesto al PP en el gobierno,sino que tambièn lo està manteniendo.Si PODEMOS dice que es de izquierda las mascotas ladradoras del regimèn automaticamente sentencian que tocò su techo electoral, y que asì nunca haràn nada.Pero si lo dice sanchez,automaticamente las encuestas se distapara…¿Os creeis que somos tontos?
        Luego que si el circo,que el parlamento es para trabajar…y ahora resulta que el partido que menos trabaja en el parlamento es CIUDADANOS,y el que màs PODEMOS.¿Puede alguien explicarmelo?
        El problema que tienen los que piensan como tù,no desde la objetividad,sino desde la pasiòn politica futbolera,es que no os estais dando cuenta de lo que està por venir.Solo te digo que mires los datos economicos reales,y luego hablas.
        Y el PSOE,por mucho que diga que ha cambiado,solo tienes que ver a los que està volviendo a meter en los cargos del partido.Con solo decir que son de izquierdas las cosas no cambian nada,ademàs ellos nunca han dejado de decirlo.
        Pero recuerda:179 a 170.Esta es la unica verda.LOS NUMEROS SI DÀN.

  2. 170 votos en contra, 82 a favor, 97 abstenciones.
    ¿Todavia seguimos con la mentira que los numeros no dàn?
    179 a 170.¿Os creeis que somos tontos?
    PD:Supervisor,aquì el unico escorpiòn es sanchez y el pppsoe.Dejate ya del corta y pega que estàs muy visto.De camino sumas los votos a favor y las abstenciones,y luego vuelves a poner el video de la entrevista de sanchez con Èvole.(Esto te lo digo a tì,y a la que escribe)

  3. Podemos es una alternativa de gobierno, izquierda abierta tras no se cuantos años ni lo ha sido ni lo será…

    Después de llevar existiendo izquierda abierta no se cuantos años, y no haber hecho absolutamente nada… ahora salen llamazares y toda la tropa a criticar a podemos… se puede caer mas bajo? cuando hay una alternativa de verdad, izquierda abierta se dedica a criticar algo q ellos no han sido capaces de hacer en 40 años… igual es q ven peligrar el silloncito q les garantizaba estar en IU

    Parece como q te quieres reír del votante de IU y de podemos cuando aseveras q no hay pacto x culpa de podemos… Ha sido p.sanchez quien ha afirmado q la cúpula de su partido le prohibió pactar con podemos… hablas como si ciudadanos y podemos pudieran pactar, de q realidad has salido? si el presidente del BBVA dijo q tenía q salir un podemos de derechas (o sea su contrapartida) y al día siguiente estaba ciudadanos en todos los medios de comunicación… si nació para q no gobernara podemos, explícame como van a pactar?

    Creo q izquierda abierta y el psoe podían irse al mismo sitio…. anteponen las formas o los egos, q no es mas q una patraña como una casa… hoy no hay gobierno x el ego de p.iglesias? o x los intereses del ibex35? es q parece q estáis de coña… y mientras critican a podemos, ellos hacen lo posible por pactar con IU salpicada de corrupción y el psoe de corrupción hasta las cejas… creo q podemos tiene mucho mas q echar en cara q psoe o iu… y sin embargo intentan cambiar las cosas, no están a ver si nadie les roba el sillón, como hace parte de IU y el psoe

  4. La moción era necesaria y todxs sabemos/saben (hasta en el PP, pero no lo dicen) que Podemos venció moralmente. Los discursos de Montero e Iglesias fueron contundentes pero sosegados, y la derecha (el PP principalmente, pero también C’s) fue perfectamente retratada y ridiculizada a base de verdades. El PsoE pasó de puntillas con malas excusas, pero salió indemne. En definitiva, gran moción. Ahora hace falta que el PsoE pase de las palabras a los hechos para echar a esta gentuza de las instituciones.

    • Yo creo q nos merecemos x lo menos 4 años sin gangster!! y debe ser desde los valores, la moral y tb los hechos.. desde donde se les eche!! como bien dices.. Montero e Iglesias estuvieron muy bien… como casi siempre, pero constaron en acta, cosas, hechos, palabras, q dieron dignidad al pueblo español y moralmente el pp esta muy tocado..

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

10 + 13 =