Francisco González, presidente del BBVA ha advertido que la política monetaria expansiva en la eurozona está desembocando en tipos negativos, por ejemplo en el Euríbor, lo que “está matando” al negocio bancario en Europa. González ha efectuado esas declaraciones durante su intervención en el encuentro de primavera que celebra el Instituto de Finanzas Internacional.

Según el presidente de BBVA, hay que acometer reformas estructurales ante el agotamiento de la política monetaria, aunque reconoce que es “una tarea muy difícil” dado los problemas de coordinación de las distintas políticas europeas. González aboga porque sea el gobierno alemán el que dicte las medidas a tomar.

El español ha alertado que los tipos negativos presionan la cuenta de resultado de las entidades y ha considerado que no existe “margen” para una mayor expansión en la política monetaria del BCE, que fija el precio del dinero oficial en el  0%.

Para González, otro de los mayores retos que encara la banca son las normas inacabadas de regulación; según su opinión, afectarán al sector financiero “en gran medida” en los próximos meses, al igual que la tecnología “la banca tiene que entender muy bien este reto para ir cambiando de forma gradual su modelo para orientarse más hacia el cliente”. González ha afirmado también que los clientes son favorables a estos cambios y que además permitirán reducir costes y ampliar el crédito global hacia la economía.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × 3 =