Ada Colau pierde la cuestión de confianza ligada a presupuestos a la que se ha sometido este viernes obteniendo como único apoyo los 11 votos de su formación, Barcelona en Comú. La razón que alegan los grupos de la oposición para no apoyar a la Alcaldesa y sus presupuestos es  la incapacidad de diálogo y acuerdo de Colau.

Por su parte, Ada Colau  desafía a la oposición y les recuerda que ahora son ellos los que tienen el reto de conformar un gobierno alternativo antes de treinta días.

En el pleno de la semana pasada el PDeCAT y ERC se abstuvieron, pero ayer decidieron votar en contra al igual que PSC, Cs, PP, la CUP y el concejal no adscrito del partido Demòcrates de Catalunya, Gerard Ardanuy. El resultado de la votación fue de 30 votos en contra y 11 a favor por lo que ha quedado rechazados los presupuestos asociados a la cuestión de confianza.

El haber perdido esta votación  abre un periodo de un mes para que la oposición reúna una mayoría alternativa y elija a otro alcalde que presente otros presupuestos.

Sin embargo, esa mayoría alternativa no existe y  Colau, casi con toda probabilidad, seguirá siendo la  alcaldesa de Barcelona y las cuentas saldrán adelante de forma automática con algunos acuerdos con exconvergentes y republicanos a cambio de su abstención.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

2 + once =