Este viernes comenzaron las lecturas de las conclusiones definitivas de los representantes de las partes en el juicio del Caso Nóos. El guión de las intervenciones se mantuvo según lo previsto. Pero todavía queda una “traca final” para el próximo martes. En su informe final, el fiscal, Pedro Horrach, según ha podido saber Diario 16, se dedicará a desacreditar  a la acusación de Manos Limpias argumentando la “presunta criminalidad de esta organización”. Pide, por ello, que ni siquiera se tome en consideración tal acusación y que se proceda a sobreseer la causa en lo que se refiere a Cristina de Borbón.

Su defensa irá en un sentido parecido aunque, según ha podido saber Diario 16 de fuentes del despacho de Miguel Roca, alguna sombra de duda sobre lo que realmente pasó en el asunto de Manos Limpias y Ausbanc les obliga a no ser todo lo contundentes que desean. En otras palabras. Se quiere evitar la polémica. Sobre todo después de que algunos medios duden de la veracidad de la versión de Miguel Roca de que Manos Limpias pidió de dos a tres millones de euros, – la cifra varía en función de la fuente informante-, para retirarse de la acusación.

En cualquier caso, todos esperan a la publicación de la sentencia, que es donde el tribunal se pronunciará sobre la legitimidad de la acusación de Manos Limpias aunque fuentes jurídicas conocedoras del tema están convencidas de que lo descrito en el sumario de la Operación Nelson que instruye el juez Santiago Pedraz, no influirá por considerar las tres juezas de Palma de Mallorca que son hechos que todavía no están probados ni juzgados y que no se pueden relacionar con una acusación particular que se ha llevado impecablemente. Incluso en los peores momentos, cuando alguna de las defensas llegó a pedir la expulsión de la abogada, Virginia López Negrete, del juicio. Acusación particular que, a pesar de todo lo sucedido, sigue pidiendo ocho años de cárcel para Cristina de Borbón.

En cualquier caso, quedan muchos “flecos” por aclarar en torno a la acusación de Manos Limpias. El tribunal debe decidir qué hace con el informe pericial presentado por Manos Limpias, que no fue ratificado por su autor en el juicio. La abogada López Negrete pide que se incluya como prueba documental. Al parecer, el perito llegó a decir que se consideraba “un mercenario jurídico tributario” en un momento en el que arreciaban las acusaciones de extorsión contra el pseudosindicato.

Y, de paso, contestar los argumentos efectuados por los defensores que pidieron la expulsión de López Negrete poniendo sobre la mesa del tribunal argumentos que no tenían nada que ver con el Caso, como el presunto cobro de la abogada a los afectados del Afinsa-Fórum, en la causa abierta en la Audiencia Nacional y que ya está vista para sentencia.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × uno =