El número de mujeres que denuncian a su agresor se va incrementando aunque todavía hay un porcentaje muy importante que calla por miedo. Al menos, así se desprende de la información facilitada a Diario16 por la Comunidad de Madrid. Según su Centro de Atención Integral a Mujeres Víctimas de Violencia Sexual, en el primer trimestre del año han denunciado el 62% de las víctimas.

La Comunidad de Madrid ha atendido en el primer trimestre de 2017 a un total de 436 mujeres víctimas de violencia sexual, a través del Centro de Atención Integral a Mujeres Víctimas de Violencia Sexual (CIMASCAM).

El CIMASCAM, al que el Gobierno regional destina anualmente 314.699 euros, es un centro especializado que tiene como finalidad apoyar y prestar asistencia psicológica y social a las mujeres que han sido víctimas de agresiones sexuales para su recuperación. También se les facilita orientación jurídica, asistencia y defensa letrada, y acompañamiento en todo el proceso judicial.

Se trata de un centro que atiende a cualquier mujer mayor de edad víctima de violencia sexual, y a los miembros de su entorno familiar, sin importar cuál es la relación con el agresor, si los hechos han sido recientes o si ocurrieron hace tiempo, si existe o no una denuncia o cualquier otro factor.

Del total de mujeres atendidas, el 44% acude al centro por haber sufrido una o varias agresiones sexuales; el 35% por haber sufrido abusos sexuales en la infancia; y un 6%, POR acoso sexual en el ámbito laboral. El 39% manifestó haber sufrido más de un episodio de violencia sexual a lo largo de su vida.

El perfil medio de las mujeres atendidas en el Centro de Atención Integral a Mujeres Víctimas de Violencia Sexual es el de mujer española, de entre 18 y 40 años, sin empleo y con estudios superiores a la ESO

El perfil medio de las mujeres atendidas en el Centro de Atención Integral a Mujeres Víctimas de Violencia Sexual es el de mujer española, de entre 18 y 40 años, sin empleo y con estudios superiores a la ESO.

Este centro cuenta con un equipo de expertos profesionales formado por una coordinadora, una trabajadora social, tres psicólogas, dos abogadas y una criminóloga, todas ellas especializadas en género y violencia sexual, y con un largo recorrido laboral en este ámbito. Del total de mujeres atendidas en los últimos años, el 62% interpuso denuncia contra su agresor, frente al 38% que no lo hizo.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3 × uno =