Esta muy claro que en España, estamos sufriendo unas temperaturas excesivas para estas fechas. En muchas ciudades estamos pasando, en las horas centrales del día, de los 40 grados. Si nuestro organismo permaneciera más de tres días a esas altísimas temperaturas podríamos tener graves consecuencias. Sin embargo tenemos a nuestro alrededor diferentes recursos para hacer descender estas temperaturas y nuestro propio organismo, también, dispone de medios para combatirlas. Vamos a centrarnos en esto, en los recursos que utiliza nuestro organismo para descender esa temperatura. Y el máximo responsable de que eso se produzca no es otro que el agua.

El agua es el principal componente del cuerpo humano, y supone entre el 55% y el 60% del peso corporal total. Podríamos decir que en una persona adulta de 70 kilos de peso, el agua representa unos 40 litros, distribuidos en todos los tejidos. Desempeña funciones muy importantes: constituye el medio en el que se diluyen los líquidos corporales (sangre, secreciones digestivas, orina, etc.); posibilita el transporte de nutrientes a las células y de productos de desecho desde éstas; ayuda a la digestión al diluir los nutrientes de los alimentos y contribuye a regular la temperatura corporal mediante la evaporación por la piel (Sudoración).

Por estas razones, necesitamos ingerir líquidos en cantidad suficiente para compensar las pérdidas que inevitablemente se producen. Para el ejemplo anterior, estas pérdidas se estiman en unos 2,600 litros al día mediante distintos procesos fisiológicos: respiración (400 ml/día), sudoración (350 ml/día), orina (1.500 ml/día) y heces (150 ml/día).

En condiciones normales, el exceso de líquidos, bien sea de agua o de otras bebidas o el de alimentos ricos en agua (frutas y verduras), conduce a una pérdida extra de agua por vía renal, produciendo una orina abundante pero diluida. Cuando el aporte es insuficiente, el organismo responde disminuyendo parte de la eliminación por los riñones lo que conduce a una orina más concentrada y oscura.

Uno de los modos de compensar las pérdidas de agua es a través del agua contenida en los alimentos. En las bebidas y en muchas verduras y frutas el agua puede representar más del 90% del peso total. A lo largo del día, el agua que aportan los alimentos oscila entre 700 y 1.000 mililitros, por lo que no resulta suficiente para satisfacer las necesidades fisiológicas. Además, una vez en el tracto digestivo, los nutrientes de los alimentos (hidratos de carbono, proteínas y grasas) se metabolizan, se aprovechan, y en este proceso también se genera agua, unos 200-300 ml. Así, conseguimos un aporte de unos 1.100 ml; por lo que debemos ingerir otros 1.500 ml de líquido extra para equilibrar las pérdidas. Es decir, litro y media al día.

El agua es la única bebida imprescindible, y la que mejor calma la sed. En contra de lo que algunos piensan, tomar líquidos antes, durante o después de las comidas no influye en el acopio calórico. Ni engorda ni adelgaza. Lo que ocurre es que con la bebida se diluyen los jugos gástricos y se retrasa la digestión. Esta es la razón por la que a quienes sufren digestiones difíciles o pesadas les puede convenir evitar el consumo de bebidas durante o inmediatamente después de las comidas. Sin embargo, para quienes no sufren trastornos digestivos no hay una explicación dietética que justifique que no convenga ingerir líquidos antes, durante o después de la comida.

Si tenemos en cuenta que cada vaso de agua suponen 250 ml y no hacen falta 1.500, tomando seis vasos de agua al día, estamos cubiertos.

Veréis el organismo es muy sabio y cuando nos falta agua él mismo nos avisa. Su forma de avisarnos es la sed. Nunca tenemos que olvidar este aviso y beber cuando nuestro cuerpo nos lo pida.

Un último consejo sobre un medidor indiscutible. Después de orinar mira el color de tu orina, no te de corte, es tu orina y no te va pasar nada por verla. Si ves que su color es oscuro bebe agua, es uno de los síntomas de que la necesitas. Si la ves clarita es que estas bien hidratado.

 

Cardionutricion.blogspot.com.es

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorLa ministra de Sanidad recula con la Hepatitis C
Artículo siguienteSomos gentuza
Periodista con amplia trayectoria en varios medios de comunicación, siempre como colaborador. EN las ultimas fechas ha estado vinculado a Radio Nacional de España y a el diario El País.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

7 + Diez =