La junta municipal del distrito de Ciudad Lineal ha aprobado este jueves, con los votos a favor del PP, Ciudadanos y Vox, una enmienda presentada por la ultraderecha machista, para que se repinte el mural por la Igualdad ‘La unión hace la fuerza‘, realizado en 2018 en contra de la violencia machista en la entrada del polideportivo del barrio Concepción

Vox había presentado la proposición inicial el siete de enero en donde había pedido que “cambiar el muro del Centro Deportivo Municipal Concepción por uno dedicado a deportistas y al deporte y que no contenga ningún mensaje político, únicamente deportivo”.

Sin embargo, Vox ha presentado una enmienda para especificar que la pintura debería estar dedicada a deportistas paraolímpicos, a la que Ciudadanos ha presentado una transaccional para añadir que debe representarse a cinco hombres y mujeres deportistas, para justificar su voto con la extrema derecha.

El partido que lidera en Madrid, Begoña Villacís lo ha vuelto a hacer y se ha alienado con la extrema derecha para intentar cambiar la historia de la capital. Junto con el alcalde, José Luis Martínez Almeida, el equipo de Gobierno madrileño intenta borrar todo lo que representa a la igualdad, el feminismo y todo lo que recuerde a Manuela Carmena.

Desde Vox han defendido que el actual mural cuenta con un «mensaje político que nada pinta con el deporte» y ha criticado el «odio sectario» de Más Madrid y PSOE por oponerse esta iniciativa, todo muy representativo del machismo misógino de un grupo que reniega de la violencia machista. Lo que más indigna es que Ciudadanos vuelva a revelar su verdadera ideología, y apoye actos indignos contra las mujeres.

El actual pacto recuerda al acuerdo del Pleno del Ayuntamiento de Madrid de 29 de septiembre de 2020 (adoptado conjuntamente por los grupos municipales de la extrema derecha VOX, Partido Popular y Ciudadanos) que pretendía retirar el nombre de Largo Caballero e Indalecio Prieto en dos calles de Madrid y que ha sido suspendido cautelarmente por la Justicia a petición de UGT.

El PP de Almeida y Ayuso justificó su voto favorable asegurando que “el muro contra la violencia machista es propio del sectarismo y que no representa la sensibilidad plural del distrito”.

El partido de Begoña Villacís justificó su voto a favor de la desaparición del mural, afirmando que “tiene una ideología muy concreta que no cumple con el objetivo de la lucha contra la violencia machista, ya que cuenta con personajes como Frida Kahlo, quien vivió una gran relación tóxica con Diego Rivera”.

Unas palabras indignas por lo simplista. Aquí hacemos memoria de quien fue la gran Frida: “una mujer libre, y así lo reflejaba en sus obras, en las que hablaba abiertamente de sexualidad, aborto, lactancia o maternidad. Dio voz a las mujeres reprimidas y enjauladas, que no salían de sus casas o que no hablaban con libertad porque eso no correspondía a su género”.

Imagen

Por su parte, Más Madrid denunció que “el cambio de última hora de la proposición por parte de Vox para blanquear su ataque al feminismo utilizando la diversidad funcional”, no les iba a funcionar.

Para el partido que lidera en la capital Rita Maestre, “las derechas que están más ocupados en abolir la igualdad que en trabajar por la crisis sanitaria y económica que está atravesando la ciudad de Madrid por causa de la pandemia del coronavirus”.

Los socialistas han defendido que “en el distrito hay muros de sobra para honrar y que no es necesario borrar a unos para poner a otros”. Además “el debate que abre Vox va más allá de dar un reconocimiento a los deportistas paraolímpicos”.

El actual mural del polideportivo del Centro Deportivo Municipal Concepción se enmarca dentro del proyecto Compartiendo Muros que se realizó durante la legislatura de Manuela Carmena.

Varias asociaciones se han concentrado frente al edificio de la junta municipal para reclamar que el «mural no se toca» y mostrarse en contra de su retirada.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre