El error de un vigilante de seguridad subcontratado de la empresa INV Vigilancia, que Correos tiene en el centro de tratamiento automatizado de Madrid/Vallecas, provocó que las tres cartas con amenazas de muerte dirigidas esta semana al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, al candidato de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, y a la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, llegaran a sus destinatarios, según adelanta La CadenaSer.

Según una investigación interna abierta por el jefe de Seguridad de Correos, que comunica los hechos al director general de la entidad, no advirtió en el escáner las  balas, a pesar de que la imagen no ofrece dudas al respecto, y que desmonta el montaje de la derecha y la extrema derecha y sus medios acólitos, que han insistido en el bulo de que las amenazas eran falsas.

Con la imagen del escaner, se demuestra que las cartas de amenazas eran reales y que no fueron detectadas a tiempo según el proceso habitual. 

desmonta el montaje de la la extrema derecha y sus medios acólitos, que han insistido en el bulo de que las amenazas eran falsas.

De haber funcionado los protocolos habituales, el vigilante habría detectado los cartuchos y comunicado esta circunstancia a la policía, que de inmediato se habría hecho cargo de las misivas.

 Al fallar, llegaron tanto al Ministerio del Interior como a la dirección general de la Guardia Civil.

Este fallo, tal y como destaca el responsable de seguridad de Correos, está tipificado como un “incumplimiento muy grave” por parte de la empresa privada concesionaria del servicio, al no detectar material explosivo en una carta.

Por este motivo, Correos ha decidido la apertura de un expediente a la empresa subcontratada, así como el “apercibimiento más severo” por el “incumplimiento” en que se ha incurrido, y por el “daño a la imagen, prestigio y buen nombre” de Correos.

Además, Correos solicita la “retirada inmediata del servicio en nuestra Empresa del vigilante de seguridad” que operaba en el escáner “sin que fuera capaz de identificar los proyectiles que portaban” las cartas.

Correos ha llegado a esta conclusión tras recuperar las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad, y comprobar que los tres sobres con las amenazas fueron “matasellados e inspeccionados el día 19 a las 17:48 horas”, según publica La Cadena SER.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. Que curioso!!Un vigilante de seguridad y una empresa privada no se percatan de sobres con balas dentro.
    Que curioso!!Nadie se percata de que esos sobres iban dirigidos a Pablo Iglesias,Al ministro de Interior y a la directora general de a guardia civil,vamos,como si fueran dirigidos a pepito de los palotes..¿Tampoco se percatan de un sobre dirigido a la casa real???
    Que curioso la cosa!!??
    A ver que cuento nos cuentan a continuacion.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre