El titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Palma, Carlos Alberto Izquierdo Téllez, durante un acto de homenaje.

El titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Palma de Mallorca, Carlos Alberto Izquierdo Téllez, ha retirado a una madre, con graves problemas de movilidad acreditados médicamente tras sufrir un accidente en 2006, la custodia de sus dos hijos menores de corta edad y se la ha otorgado en exclusiva a su progenitor, condenado en firme por violencia de género, con informes médicos de maltrato de adulto sobre los niños y con dos órdenes de alejamiento. En un auto dictado el pasado febrero, el juez ordena el cambio de guarda y custodia de los hijos menores de edad, que pasa a ejercerse por el padre, al tiempo que establece un régimen de visitas de los menores con su madre.

El juez dictó en 2015 una orden de alejamiento del padre sobre su pareja pero no sobre los hijos de ambos

Este juez especializado en violencia sobre la mujer ha decidido retirar la custodia de los menores a la madre por el incumplimiento del régimen de visitas, pese a que el magistrado tiene en su poder informes de los responsables del punto de encuentro que habían suspendido las visitas atendiendo los partes médicos de la madre en los que certificaba su imposibilidad de acudir al punto de encuentro acordado y el testimonio de dos testigos que también acreditaron sus evidentes problemas de movilidad.

Fuentes de entorno familiar confirman a Diario16 que esta madre lleva cinco años luchando “por sus derechos” sin que hasta ahora haya podido lograr una adaptación a sus necesidades reales. Lejos de atender sus demandas y los informes médicos, la justicia ha decidido que sea el padre, condenado por violencia de género y con dos órdenes de alejamiento en vigor, el que asuma la custodia de los dos hermanos mellizos, que tenían 24 meses cuando comenzó su odisea, pese a la existencia de varios informes médicos que certifican la situación de riesgo de los menores, con golpes recibidos por su progenitor, así como numerosos quebrantamientos y coacciones llevados a cabo en el mismo punto de encuentro. Fuentes cercanas a esta madre aseguran que “los niños nunca han querido ir a ver a este señor, lloran, salen con golpes… Es muy duro verlos llorar y sufrir durante años y que nadie del sistema haga nada por ellos”. En estos momentos existe una petición de la Fiscalía, pendiente de recurso, que califica al progenitor como maltratador habitual, que además tiene una orden de alejamiento en vigor hasta 2023.

Este caso comenzó a judicializarse en 2015, cuando tres partes médicos certificaron los malos tratos del padre sobre la madre de los menores. Bajo la amenaza de retirarle la custodia de sus bebés “por proteger al maltratador”, la madre decidió denunciar a su ex pareja. Un juzgado dictó una orden de alejamiento del maltratador sobre su víctima pero no sobre los hijos de ambos. Además, el juez estipuló en un primer auto un total de 22 traslados al mes al punto de encuentro, obviando por completo la discapacidad acreditada de la madre y su imposibilidad médica objetiva de poder llevar a cabo estos desplazamientos de más de siete kilómetros de distancia. El juez no tuvo en cuenta tampoco que los menores apenas tenían 24 meses de edad y, con aquel régimen de visitas estipulado, llegaba a casa no antes de las 21 horas cada días alternos.

Estragos en la salud de la madre

Este régimen de visitas comenzó a hacer “estragos” en la salud de la madre, a la que ni siquiera se le permite una adaptación adecuada en virtud de sus necesidades especiales. Tras recibir la amenaza judicial de que podría perder la custodia de sus hijos, la madre delega en la abuela los desplazamientos de los menores al punto de encuentro con su padre condenado por violencia de género.

Pese a todo, en 2017 el juez de Violencia sobre la Mujer número 1 de Palma decide ampliar a 26 traslados al mes las visitas al punto de encuentro, pese a tener pleno conocimiento de que la salud de la madre y la abuela estaban ya muy afectadas, y pese a ser consciente de que atentaba contra el bien real de los dos menores en virtud de los sucesivos informes médicos aportados. Fuentes cercanas a la madre aseguran a este diario que el motivo de que el juez haya retirado la custodia a su madre en detrimento de su padre maltratador “no es una desatención o mal cuidado de los niños, sino todo lo contrario, es una discriminación por razón de la discapacidad con movilidad reducida de la madre”, como así lo constatan los certificados médicos. “En nada afectaba al buen cuidado de los niños, estaban muy bien cuidados, amados, atendidos y felices con su madre”, aseguran estas fuentes cercanas a la familia.

Este juez de Violencia sobre la Mujer ha obviado que la madre dio varias opciones al condenado para poder ver a los niños, pero este las rechazó todas y optó sólo por el punto de encuentro como única vía, algo a lo que el juez ha accedido pese a que sabe que este lugar está a 7.000 metros de la vivienda de la madre mientras el colegio está a sólo 500 metros.

El juez Carlos Alberto Izquierdo Téllez fue galardonado en 2014 por el Il.lustre Col.legi d’Advocats de les Illes Balears con el premio Miguel Degá Frontera a la Ética Jurídica, en su segunda edición, por “su impecable trayectoria profesional, su intensa colaboración con los operadores jurídicos, así como por el exquisito trato y consideración que en todo momento ha venido dispensando a los letrados”. Representantes de todo el espectro jurídico de las islas mostraron así su reconocimiento al juez, actualmente titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Palma.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

16 Comentarios

  1. Perfecto. Como su madre no puede cuidarlos se los da al padre, para que sé los «cargue». Muerto el perro se acabó la rabia.

  2. Lo mas triste es que la madre si que podia cuidarlos. Lo unico que no podia era hacer los 26 traslados al mes de 7 kilometros al punto de encuentro in eternum.

    • Manuel no se omite nada se trata un tema que es ilegal y anticonstitucional en nuestro país, discriminar a una discapacitada con movilidad reducida.

      Y lo más sangrante, y que nos debería preocupar a todos, que de dicha discriminación no sólo se acaba con la salud y vida de la madre y de la abuela, sino con la de los niños que se entregan a un condenado en firme por violencia de género, en contra de la voluntad de los menores, de las Leyes y de sus derechos que son violados. Niños que no sólo no son oídos sino que son desoídos por el sistema que es mucho más grave, se encuentran totalmente invisibilizados como bien remarca el Defensor del Pueblo pese a ser víctimas de violencia de género por Ley. Además este señor con dos órdenes de alejamiento de la madre pero nuevamente no de los niños, pese a ser víctimas legalmente reconocidas, y se puede seguir sin fin alegando un montón de ilegalidades y barbaridades cometidas en contra de dos niños que no puede obviarse más que son personas y de pleno derecho. Se les está haciendo un daño tan terrible que de no cesar inmediatamente va a ser irreparable.

      Que el SISTEMA FALLA lo sabemos todos pero quien consuela a esas madres cuando han hecho todo por el bien de sus hijos pero el sistema no les ha permitido protegerlos, ni evidenciar la verdad de lo que ocurre. Como la madre de este niño asesinado en Murcia: “el asesinato de Cristian se pudo evitar, se veía venir y nadie hizo nada”. Cuántos niños más han de morir para que os dignéis a cumpir las Leyes y proteger a nuestros hijos?

  3. Manuel, creo que si me quitasen a mis hijos y se los dieran a un maltratador moveria cielo y tierra para que no se los llevasen, tu no?

  4. Hola Natalia,

    Me gustaría saber si tienes los datos de esa mujer y como contactar con ella, para hacer llegar este asunto a alguien del sistema y de derechos humanos de personas con discapacidad que la puedan ayudar y mejorar con ello la política hacia mujeres con discapacidad separadas en este sentido.

  5. Todo esto que comentais es en el supuesto que creáis más al periodista con información de la madre o al juez galardonado con toda la información.

    • Miguel. Lamentablemente la medalla se la dieron a este juez por el trato a los letrados cuando “el exquisito trato y consideración” debería tenerlo con las víctimas, niños y madre. Y más al ser personas especialmente vulnerables que requieren de una especial protección que nunca se ha permitido pese a lo que propugna en este sentido el Consejo General del Poder Judicial: menores, víctimas de violencia de género y discapacitada con movilidad reducida.

      Así como también sería interesante saber si realmente dicha medalla fue mérito propio o debido a las circunstancias personales tan trágicas que había vivido este señor.

  6. Cuando las noticias no están contrastadas y faltan a la realidad o a la verdad sobre un tema tan delicado se dan opiniones que faltan a un más a la verdad y a una opinión objetiva. Las mentiras por mucho que se repitan siguen siendo mentiras!! Con paciencia y tiempo a todos les ponen en su sitio. Esta persona tiene una orden de alejamiento hacia sus hijos y nada tiene que ver lo que se expone en este articulo y totalmente erróneo y falto de objetividad dando por equivocadas las sentencias judiciales que siempre están bien motivadas y justificadas. Por suerte la justicia en este caso funciona mejor que la prensa cosa que es de vergüenza que ante un tema tan serio tomen por bueno cosas sin ser contrastadas!!!

    • No somos Carlos Izquierdo no hable sin decir nada, dígame una sóla mentira, UNA? A que no puede, quiere que empecemos a contar verdades porque lejos del paraguas protector de su amigo sabe que está perdido por mucho que le hayan empoderado porque sus mentiras son constantes, las pruebas demuestran claramente como es y para que quiere a los niños.
      No hay ninguna sentencia judicial, pero es bueno que usted codenado por violencia de género y su hermana condenada por amenazas de muerte a la madre reconozca que están bien motivadas y justificadas.

  7. Buenas tardes Natalio! Creo que como periodista q creo q eres deberías investigar antes de publicar tanta falsedad. Menos mal q la justicia funciona mejor que la prensa al menos en este caso. Como puedes suponer soy el padre que nada tiene que ver con lo que dices ya que sino no me darían la custodia de mis hijos y le ponen una orden de alejamiento hacia sus hijos a la madre puesta por la policia nacional de oficio y así tantas cosas que deberías investigar para que no te pase como a mucha otra gente hablas de un tema muy serio sin saber mas lo q ella te dijo cosa q no tiene nada que ver con la realidad. Una cosa las mentiras son mentiras por mucho que las repitas nunca se convertirse en verdad. Si tienes un poco de dignidad te ruego que investigues sentencias y veas que no puedes estar mas lejos de la verdad o realidad y las sentencias veras como están debidamente motivadas y justificadas no dejando ninguna de nada eso claro que seas un poco profesional.
    Un saludo el padre

  8. Miguel. Lamentablemente la medalla se la dieron a este juez por el trato a los letrados cuando “el exquisito trato y consideración” debería tenerlo con las víctimas, niños y madre. Y más al ser personas especialmente vulnerables que requieren de una especial protección que nunca se ha permitido pese a lo que propugna en este sentido el Consejo General del Poder Judicial: menores, víctimas de violencia de género y discapacitada con movilidad reducida.

    Así como también sería interesante saber si realmente dicha medalla fue mérito propio o debido a las circunstancias personales tan trágicas que había vivido este señor.

  9. Manuel no se omite nada se trata un tema que es ilegal y anticonstitucional en nuestro país, discriminar a una discapacitada con movilidad reducida.

    Y lo más sangrante, y que nos debería preocupar a todos, que de dicha discriminación no sólo se acaba con la salud y vida de la madre y de la abuela, sino con la de los niños que se entregan a un condenado en firme por violencia de género, en contra de la voluntad de los menores, de las Leyes y de sus derechos que son violados. Niños que no sólo no son oídos sino que son desoídos por el sistema que es mucho más grave, se encuentran totalmente invisibilizados como bien remarca el Defensor del Pueblo pese a ser víctimas de violencia de género por Ley. Además este señor con dos órdenes de alejamiento de la madre pero nuevamente no de los niños, pese a ser víctimas legalmente reconocidas, y se puede seguir sin fin alegando un montón de ilegalidades y barbaridades cometidas en contra de dos niños que no puede obviarse más que son personas y de pleno derecho. Se les está haciendo un daño tan terrible que de no cesar inmediatamente va a ser irreparable.

    Que el SISTEMA FALLA lo sabemos todos pero quien consuela a esas madres cuando han hecho todo por el bien de sus hijos pero el sistema no les ha permitido protegerlos, ni evidenciar la verdad de lo que ocurre. Como la madre de este niño asesinado en Murcia: “el asesinato de Cristian se pudo evitar, se veía venir y nadie hizo nada”. CUÁNTOS NIÑOS MÁS HAN DE MORIR PARA QUE OS DIGNÉIS A CUMPLIR LAS LEYES Y PROTEGER A NUESTROS HIJOS?

    BASTA YA!!!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

9 + 3 =