Ha tenido que ser el prestigioso Imperial College, uno de los organismos de mayores prestigio que asesoran al gobierno de Johnson, quien ponga en valor las medidas tomadas por el Ejecutivo español para salvar vidas desde la puesta en marcha del estado de alarma en nuestro país. Así, un informe de esta entidad científica pone de manifiesto que estas iniciativas españolas han evitado entre 5.400 y 35.000 muertes.

Mientras la derecha y parte de la opinión pública y publicada justifican estos días su existencia para lanzar crítica al Gobierno que resten fuerza al Estado en la lucha contra el coronavirus, un estudio del Imperial College pone las cosas en su sitio.

La estrategia del gobierno británico cambió radicalmente gracias a los estudios sobre el coronavirus del Imperial College. Ahora, esa misma institución, lanza un informe para destacar las medidas tomas en España, y otros países, contra el virus.

Informe

En el estudio de este organismo se especifica que muchos países europeos han implementado intervenciones no farmacéuticas sin precedentes, incluido el aislamiento de casos, el cierre de escuelas y universidades, la prohibición de reuniones masivas y / o eventos públicos y, más recientemente, el distanciamiento social a gran escala, incluidos los bloqueos locales y nacionales.

En este informe, utilizan un modelo jerárquico bayesiano semi-mecanicista para intentar inferir el impacto de estas intervenciones en 11 países europeos, como es el caso de España.

Una de las suposiciones clave del modelo es que cada intervención tiene el mismo efecto en el número de reproducción entre países y con el tiempo. Esto les permite aprovechar una mayor cantidad de datos en toda Europa para estimar estos efectos. También significa que sus resultados se basan en gran medida en los datos de países con epidemias más avanzadas e intervenciones anteriores, como Italia y España.

En Italia, estiman que el número efectivo de reproducción, Rt, se redujo a cerca de 1 en el momento del bloqueo (11 de marzo), aunque con un alto nivel de incertidumbre.

En general, estiman que los países, como España, han logrado con sus intervenciones reducir su número de infectados.

Con las intervenciones actuales vigentes al menos hasta finales de marzo, estima el estudio científico británico que las intervenciones en los 11 países habrán evitado 59,000 muertes hasta el 31 de marzo .

Advierte también el informe que se evitarán muchas más muertes garantizando que las intervenciones permanezcan en su lugar hasta que la transmisión baje a niveles bajos. Estimamos que, en los 11 países, entre 7 y 43 millones de personas han sido infectadas con SARS-CoV-2 hasta el 28 de marzo, lo que representa entre 1.88% y 11.43% de la población. La proporción de la población infectada.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre