El director del Centro de Coordinación de Alertas Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, ha asegurado que «Los datos no indican que estemos en una situación en la que nos podemos relajar, la situación sigue siendo complicada» y ha añadido que «Dada nuestra situación y la del resto de Europa, no podemos pensar que esto ya está bien encarrilado. Nos falta mucho para poder relajarnos».

El Ministerio de Sanidad ha sumado este jueves 10.127 nuevos contagios y ha notificado 254 fallecidos al recuento oficial. La incidencia acumulada se sitúa en 240 casos por 100.00 habitantes en los últimos 14 días.

Simón ha explicado que «estamos en un periodo claro de descenso pero tenemos una incidencia mucho más alta de lo que nos gustaría tener. Prácticamente todo el territorio español está en un umbral de riesgo alto. No podemos relajarnos con las medidas que estamos tomando. En las UCI seguimos teniendo una situación de mucha presión«.

El director de CCAES ha asegurado que la incidencia en España es de las más bajas de Europa, «pero no podemos relajarnos» y ha añadido que «la transmisión ahora mismo está dentro de nuestro país. No está asociado a casos que vengan de fuera», y ha destacado que se han hecho 1.020 pruebas de antígenos a personas que no traían hecha la prueba desde su país de origen, «14 de ellas dieron positivo y posteriormente se les realizaron una PCR». Todavía no se cuenta con los datos de los resultados de las 14 PCR, pero Simón ha insistido que son «14 casos de 80.000 viajeros».

Fernando Simón ha advertido que antes de Navidad «tenemos otro período de riesgo» que es el puente de la Constitución: «Son cuatro días festivos en los que podemos tirar por tierra todo el esfuerzo que llevamos haciendo desde hace varias semanas» y ha añadido que «Hasta ahora la información que tenemos de la vacuna es que es muy probable que reúna los requisitos para ser aprobada. Hay que esperar».

Simón se muestra escéptico y no cree que «a nivel nacional bajemos a la incidencia de 25 casos por cada 100.000 habitantes antes de Navidad. En gran parte dependerá de este puente que algunas comunidades lo consigan«.

Sobre el término «allegados» para pasar las fiestas, Simón ha explicado que «se trata de recoger todas las realidades de nuestra sociedad. Poner familias puede ser injusto para personas que tienen una relación igual de estrecha pero que no están incluidas en ese término legal. Yo entiendo que una persona que celebra las vacaciones con su vecino debería tener el derecho de poder hacerlo. Las medidas pueden estar sujetas a trampas, pero están sujetas a la responsabilidad individual«.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre