Los datos al comienzo del mes de marzo ya eran malos, con una caída importante de las nuevas matriculaciones. En este contexto, ¿es posible comprar coches? La respuesta es sí, pero con particularidades a tener en cuenta.

Es importante en primer lugar valorar la situación del sector. Hoy en día la paralización del sector del automóvil en nuestro país es una realidad. Esto lleva a un cierre de la actividad comercial presencial, por tanto, como punto de partida, acudir a un concesionario a comprar coches como podíamos hacer a comienzos del mes de marzo, no es posible.

Cómo está el sector del automóvil

Aunque no existen datos fidedignos, la previsión de venta de vehículos para el mes de marzo es mala. El frenazo en seco que supuso el inicio de la cuarentena se pudo advertir cuando ya en los primeros días, según los datos que portaba la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (Faconauto), el número de matriculaciones caía por encima del 70 %. Hay que tener en cuenta que esas matriculaciones se correspondían a vehículos ya adquiridos previamente, es decir, operaciones cerradas antes del inicio de la cuarentena, e incluso con anterioridad.

El contexto es realmente malo, a lo que hay que sumar que la ampliación de la cuarentena no permite tampoco vislumbrar claramente cómo va a resultar el mes de abril. Hay que tener en cuenta que tras la cuarentena vendrá un periodo de escalado en la recuperación de la normalidad, en la que no se sabe tampoco cómo se actuará respecto a la actividad comercial.

¿Es posible comprar coches en este momento?

Como ya adelantamos, sí es posible adquirir vehículos, aunque obviamente en unas circunstancias diferentes a las habituales.

Debemos tener en cuenta que, aunque los concesionarios han paralizado su atención presencial, los servicios internos de las empresas siguen funcionando en muchos casos. Por tanto los procesos de administración, gestión y financiación pueden estar operativos. Asimismo, muchos concesionarios siguen atendiendo a sus clientes por teléfono o por el email.

También hay que tener en cuenta el papel que juegan las páginas webs de coches, que se han mantenido activas gracias al teletrabajo. Esto permite que puedan ofrecer sus servicios, incluyendo la propia atención al cliente, y también la gestión en la intermediación de la adquisición de vehículos. Por tanto, y efectivamente, es posible comprar coches en la actualidad.

Sin embargo, lógicamente hay que tener en cuenta que las circunstancias mandan. Los procesos de entrega van a ser más lentos e incluso van a depender de la aplicación de las medidas del estado de alarma. Otros procesos, como los documentales, se pueden llevar a cabo a través de Internet con relativa facilidad. Por supuesto será más fácil adquirir un vehículo en stock que un vehículo fuera de stock, y también los plazos de matriculación debido a que los servicios mínimos de la administración se van a ver demorados sin duda.

Lo que sin duda podemos hacer, y tiempo de confinamiento tenemos para ello, es aprovechar estos recursos en Internet para, si estábamos pensando comprar coche nuevo, comparar e informarnos un poco más.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre