Pedro Sánchez suprimirá el Ducado de Franco y otros 30 títulos nobiliarios, según publica hoy el diario La Razón. En medio de la dura pugna judicial que el Gobierno socialista mantiene con los herederos del dictador por la exhumación de los restos del Valle de los Caídos, Sánchez ha decidido abrir un nuevo frente judicial: promulgar una nueva ley para suprimir los títulos nobiliarios que supongan la exaltación de principios y valores de la dictadura franquista. Según publica el rotativo madrileño, el Ducado de Franco se encuentra en la actualidad en posesión de Carmen Martínez-Bordiú, nieta del anterior Jefe del Estado.

Entre los más de 30 títulos nobiliarios en vigor que podrían ser abolidos figuran el de condesa del Jarama, duque de Calvo Sotelo, marqués de Dávila o conde del Alcázar de Toledo. Cabe recordar que el ducado de Franco fue concedido por el rey Juan Carlos I según un decreto firmado el 26 de noviembre de 1975, cuatro días después de su proclamación, en favor de Carmen Franco Polo, hija del dictador.

Ahora cabe plantearse si la situación de bloqueo institucional que vive el país, sin Gobierno y sin actividad parlamentaria, permitirá sacar adelante un texto legislativo que se antoja de difícil tramitación. Fuentes socialistas ven complicado que la reforma de los títulos nobiliarios pueda estar concluida a corto plazo y todo apunta a que nos encontramos ante una nueva batalla judicial en los tribunales en la que la intención del Gobierno chocará de nuevo con el muro y el obstáculo de los herederos de Franco, que a buen seguro iniciarán una batería de recursos y apelaciones en defensa de sus intereses particulares con el fin de retrasar la aplicación de la ley que se prepara.

“La inestabilidad política y la situación de bloqueo institucional que sufre el país hace imposible calcular el tiempo que necesitará esta proposición de ley para ser aprobada. Con el arranque de su tramitación, sin embargo, el PSOE asume como propia una iniciativa que hace un año y medio defendió ERC en el Congreso”, asegura La Razón.

Carmen Martínez-Bordiu, la “nietísima”, como también es conocida en los ámbitos sociales, se convirtió en duquesa de Franco con Grandeza de España en julio del pasado año. Tras haber cumplido el último trámite burocrático −pagar un impuesto de 2.600 euros− la aristócrata hacía realidad un sueño que perseguía desde hacía tiempo. El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó la concesión del título tras el fallecimiento de su madre, Carmen Polo. Según la disposición del Ministerio de Justicia, con fecha del 31 de mayo de 2018 y firmada por el exministro Rafael Catalá, se expide la Real Carta de Secesión del título de Duque de Franco, de conformidad con lo previsto en el Real Decreto del 27 de mayo de 1912, “previo pago del impuesto correspondiente”. Con la única intención de salir de casa, a los 21 años Carmen Martínez Bordiú contrajo matrimonio con Alfonso de Borbón, nieto del rey Alfonso XIII y duque de Cádiz, catorce años mayor que ella, un enlace del que nacieron dos hijos, Francisco y Luis Alfonso. Tras separarse en 1979, Martínez Bordiú se trasladó a París, donde se casó con el anticuario parisiense Jean Marie Rosie, con el que tuvo una hija, Marie Cynthia informa Efe.

El ducado de Franco es un título nobiliario español otorgado “en atención a las excepcionales circunstancias y merecimientos que en ella concurren”. Tras el fallecimiento de su primera titular el 29 de diciembre del 2017 se abrió un período para que sus herederos reclamasen el título. Cualquiera de los descendientes de la primera duquesa podían solicitarlo, aunque por primogenitura tenían preeminencia en la sucesión Carmen Martínez-Bordiú o sus hijos. Francisco, quien hasta 2006 era el heredero natural del ducado, manifestó interés en heredarlo y, entre 2013 y 2014, hizo un acuerdo legal con su hermana sobre la cesión del marquesado de Villaverde a cambio del ducado de Franco. En última instancia, Carmen Martínez-Bordiú solicitó la sucesión, que fue firmada por el ministro de justicia Rafael Catalá un día antes de la moción de censura contra Mariano Rajoy que provocó su salida del Gobierno. Finalmente la concesión fue publicada en el BOE el 4 de julio de 2018.

Apúntate a nuestra newsletter

3 Comentarios

  1. Bravo!!
    A ver si Pablo Iglesias comprende que se equivocó con la negociación y al menos se hace un buen programa y sale investido Pedro Sánchez de una vez con un Gobierno socialista con algún independiente

  2. Sánchez insiste en que lo hará todo en cuanto esté el PxxE en el gobierno. Hará, en cuanto salga elegido, lo mismo que ha estado haciendo Gonzálex y el resto. A ver cuándo los votantes del PxxE se quitan la venda y son capaces de votar socialista y obrero.

  3. ¡Ni hartos de calimocho! Un país lleno de calles, plazas, monumentos, manifestaciones, fundaciones, policías, militares, jueces franquistas y se preocupa por unos títulos nobiliarios para cubrir el expediente…¡vamos que me descojono!

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre